Arrowsnight: OMERTA, INNER BLOOD, CULT DESTROYER, NEVEREND...

0
omerta_madrid_2013_1

El sábado 14 de diciembre se celebró la segunda y última jornada del certamen para bandas noveles ArrowsNight (puedes leer la crónica de la primera noche aquí: ArrowsNight), un evento sin ánimo de lucro necesario -y por lo tanto bienvenido- en la escena de Rock y Metal nacional, que nos dejó, a pesar de las diferentes tendencias representadas, entretenidos conciertos de seis grupos (DENEA, NEVEREND, CULT DESTROYER, OMERTA, INNER BLOOD y A BLACKENED SIGHT) dispuestos a llevarse el jugoso premio, que incluía tocar con una banda internacional en su próxima gira por España. El redactor de esta crónica fue miembro del jurado, así que prefirió acudir sin indagar en la historia de las formaciones ni escuchar su música para ser más receptivo a sus conciertos y no llevar ideas preconcebidas. Vamos con ellos.

DENEA

Los primeros en abrir fuego fueron DENEA, un grupo de Rock Alternativo (incluso con algunos dejes poperos) con buenas maneras, aunque partía con una dificultad extra de salida y es que, si bien ArrowsNight está abierto a un amplio espectro de bandas, su propuesta era quizá demasiado suave teniendo en cuenta el peso específico de los grupos de Metal que participaban en esta edición.

denea_1_madrid_2013

Los chicos de DENEA interpretaron temas cantados en castellano e inglés, algunos de ellos con influencias de THE CLASH e incluso otros con cierto regusto a HÉROES DEL SILENCIO. Como puntos positivos, destacar cómo los músicos cubrían bien al cantante con sus coros, y la figura de su teclista Cristian Cabanas, muy dinámico con su llamativo keytar, lo que añadía un plus a la interpretación de la formación.

denea_2_madrid_2013

Como su vocalista comentó, “este es un concurso de música Heavy, así que vamos con el repertorio más trallero”, antes de acometer unas canciones a las que ese apelativo no se ajustaba del todo bien, aunque sí que habría que resaltar que se trataba de cortes de desarrollo muy intenso.

denea_3_madrid_2013

Quizá ArrowsNight no era el ambiente más propicio para desplegar sus armas, pero DENEA trató de agradar y dar lo mejor de sí mismo. Estoy convencido de que su música resultará más llamativa en otras escenas.

NEVEREND

neverend_1_madrid_2013

Con chica al frente, este grupo mostoleño de Rock Alternativo se presentó con ganas de montar una buena fiesta. La vocalista Mar Dodero, quien no cantaba nada mal, no se estuvo quieta en ningún momento, todo un punto a favor del grupo, y se podría decir que su interpretación fue muy explosiva gracias a sus saltos y su ímpetu.

neverend_2_madrid_2013

Sus compañeros tampoco se quedaron clavados en el escenario, algo vital de cara a realizar un buen espectáculo. Incluso su teclista Héctor Perezagua, desde la posición estática que tenía por obligación, se movía y tocaba de lado, contribuyendo a la vistosidad de NEVEREND de cara al público. A cuento de esto, y que no se interprete de forma negativa lo que voy a decir, esa actitud de “ir de sobrado” contribuye a que el grupo sea más atractivo. Muchas bandas pecan de lo contrario y resultan estáticas y aburridas. Afortunadamente ese no fue en absoluto el caso de NEVEREND, cuya actitud derrochaba mucha energía. Su entrega y vitalidad fueron aspectos positivos que deben mantener porque les hace grandes ante la audiencia.

neverend_3_madrid_2013

Para hacer honor a su nombre, NEVEREND interpretó la archiconocida canción de la película “La Historia Interminable” (“Neverending Story”), que a mí particularmente no me convenció, ya que la melodía vocal parecía no fluir en la misma corriente que el resto de la música, sonando muy extraña. Ese fue quizá uno de los escasos puntos negativos de su show -muy correcto por lo demás- que dejó entrever que el grupo está todavía forjándose, eso sí, poniéndole muchas ganas.

CULT DESTROYER

“Tenemos poco tiempo, así que vamos a patearos el culo”. Con esta frase se puede resumir perfectamente la actuación de esta banda de Thrash Metal que fue todo un torbellino. Después de dos actuaciones más rockeras, la avalancha thrasher de CULT DESTROYER no dejó títere con cabeza. Un sonido demoledor y muchísima actitud fue lo que pudimos ver en, me atrevería a decir, el concierto más salvaje de la noche.

cult_destroyer_1_madrid_2013

El show de CULT DESTROYER fue superagresivo. Su música llenó el escenario -si bien es cierto que un Thrash Metal bien ejecutado lo tiene casi todo a su favor-, y su actitud y macarrismo se vieron recompensados por pogos entre el público que, intuyo, nacieron de sus fans.

cult_destroyer_2_madrid_2013

Aprovechando su tiempo al máximo, los thrashers no dieron tregua con sus canciones que bebían de grupos como SLAYER, TESTAMENT, y con algún guiño al Thrash más frenético y festivo de bandas Crossover como MUNICIPAL WASTE.

cult_destroyer_3_madrid_2013

Lo suyo fue casi “vine, vi y vencí”, y digo casi porque después llegaron otras propuestas fenomenales, pero desde luego, desde mi punto de vista, hasta ese momento CULT DESTROYER fue lo más completo y brutal de la noche, y se llevó mi segundo voto. Espero que tenga más suerte la próxima vez y que vaya consolidando su base de fans, lo merece.

OMERTA

Poca discusión quedó para dilucidar el ganador de esta noche ArrowsNight tras la actuación de OMERTA. La banda de Heavy Metal fue todo un dechado de profesionalidad sobre el escenario, y contaba con un punto a favor muy importante, su cantante Rober “Iron”, de una presencia descomunal y una voz de mucha calidad. No paró de moverse ni de animar al público en ningún momento, factor obviamente indispensable en cualquier frontman que se precie de serlo.

omerta_madrid_2013_2

No fue sólo Rober el motivo de que, a la postre, OMERTA resultara ganador del evento. Todos los músicos se mostraron coordinados, colaborando entre ellos, jugando con poses y moviéndose sobre las tablas como si llevasen mucho tiempo haciéndolo, a pesar de que sumen apenas dos años de trabajo en común. Casi se pudo considerar una sorpresa teniendo en cuenta que nos encontrábamos en un certamen de bandas noveles, pero lo de OMERTA sobrepasó cualquier expectativa.

omerta_madrid_2013_3

Trajeron con ellos unas buenas canciones de Metal con tintes progresivos y algo de groove. No en vano el guitarrista Daniel Corregidor (ex SILVER FIST) anda metido en el ajo. Y de nuevo, insisto, su vocalista Rober, -quien además guardaba cierto parecido físico con Rusell Allen de SYMPHONY X- no tuvo rival en toda la noche gracias a su excelente voz e interpretación, la mejor de esta jornada ArrowsNight.

omerta_madrid_2013_4

En definitiva, OMERTA se desató con un sonido aplastante y un trabajo compositivo ya asentado y, más importante, se mostró como un grupo conjuntadísimo y totalmente profesional en el que todos los integrantes hicieron valer su papel sobre el escenario.

omerta_madrid_2013_5

INNER BLOOD

Muy voluntarioso, INNER BLOOD se presentó con ganas de dar mucha caña en Arrowsnight practicando un Thrash-Death con algunos tintes de Hardcore. Su cantante Iván Nebbal, con polo y gorra, muy hardcoreta, se movía bien entre las voces guturales y otras más chillonas, cumpliendo la promesa que realizó al público de dar unas cuantas “hostias audiofónicas”. La verdad es que Iván, con ese aspecto y actitud macarra, aportó mucha fuerza al conjunto que en general, fue poco expresivo.

inner_blood_1_madrid_2013

Quitando a Iván, que no dejó de moverse, y al bajista Adrián Jaro, al que se le notaba en la cara y expresión corporal que tenía sangre en las venas para el directo, sus compañeros guitarristas Rubén y Eduardo, cumplieron en lo meramente musical, pero a mi parecer no transmitieron la mala leche que un grupo de un estilo tan brutal debería. Me dieron la impresión de ser un tanto robóticos en sus movimientos, aunque he de ser justo con ellos y decir que, por ejemplo, se crecieron con sus versiones del “Ace Of Spades” de MOTÖRHEAD y “Raining Blood” de SLAYER, posando con las guitarras arriba.

inner_blood_2_madrid_2013

A pesar de algunos problemas con el audio en forma de acoples, INNER BLOOD fue muy atronador sónicamente, incluso con una canción dedicada al amor por la música como “Melomanía”, tan bestial como las demás. La banda se mostró agradecida a los asistentes por haber pagado la entrada en vez de “estar bebiendo por ahí”, como dijo su frontman Iván, cuya interpretación fue potente. Creo que el grupo, a poco que se ponga las pilas, especialmente si deja los mecanicismos a un lado y adquiere un poco más de empatía para interactuar con el público, será capaz de comerse cualquier escenario.

inner_blood_3_madrid_2013

A BLACKENED SIGHT

A BLACKENED SIGHT fue la última banda de la noche. Su Metalcore con generosas dosis de melodía fue interesante, más aún gracias a un vocalista, Ismael, que animó mucho al público poniendo mucha pasión y saltando sin parar. No obstante he de decir que en los tonos más altos no estuvo acertado y deberá modular mejor su voz, pero cumplió en los demás aspectos.

a_blackened_sight_1_madrid_2013

Al igual que él, el resto del grupo tampoco paró de agitarse, haciendo de su movilidad su fuerte. Una mención especial merece su guitarrista Alberto, que fue a actuar con fiebre para no dejar a la formación en la estacada. Al pobre se le vio al final de la noche realmente cansado y afectado pero la verdad es que aguantó el tipo con mucha dignidad durante la actuación.

a_blackened_sight_2_madrid_2013

La banda tuvo problemas con el sonido, ya que no se oía sobre las tablas, pero eso no fue impedimento para que cuajaran una actuación muy entretenida, regalando a la audiencia canciones muy pegadizas e incluso una versión de TRIVIUM. El atractivo de sus canciones residía en la combinación de voces de Ismael y del guitarrista Jesús Espinosa, quien se encargaba de las líneas rasgadas. Buena compenetración entre ellos dos y también con los demás integrantes, activos y voluntariosos. Creo que pronto escucharemos más de A BLACKENED SIGHT.

a_blackened_sight_3_madrid_2013

 

En resumen, ArrowsNight fue un éxito. En sus dos noches en Madrid reunió a un gran número de asistentes que pudieron disfrutar de estilos y grupos muy diversos y llamativos. Las bandas lo vivieron con ilusión, más incluso en el caso del grupo ganador, OMERTA, cuyos miembros celebraron la victoria tras el recuento de votos como si les hubiera tocado el gordo

omerta_madrid_2013_6
OMERTA, tras recibir el galardón de ganador de ArrowsNight

Una reacción muy bonita que les llevará a seguir trabajando duro por darse a conocer. Asimismo espero que las demás bandas no se den por vencidas y puedan comenzar a hacer despegar sus carreras haciendo lo que más les gusta: Tocar y disfrutar sobre un escenario.

 

Enrique Herrero

Madness Live!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here