Crítica de OOMPH! - XXV

0

La historia del Metal Industrial en Alemania es extensa, por eso no debería sorprender que el duodécimo disco de OOMPH!, uno de sus estandartes, sea también el que marca su cuarto de siglo de historia, motivo por el cual han decidido titular el trabajo como “XXV”. Desde los tiempos de DIE KRUPPS y derivados, OOMPH! nació con más electrónica que guitarras, pero pronto, a la par que RAMMSTEIN daba sus primeros pasos, ayudó a construir un género en el que otras bandas como MEGAHERZ también sacaban la cabeza. Letras en alemán (aunque en el caso de OOMPH! también usaron el inglés de tanto en cuanto), poderío en las guitarras, ritmos casi tecno y mucho efectismo ambiental, así se forjó todo un género en el que aunque hayan sido RAMMSTEIN los triunfadores allende Alemania, no se entendería sin los demás.

La propia historia de OOMPH! refleja una evolución y un cambio en su sonido. En sus cuatro primeros trabajos, el elemento industrial era más predominante, más duro y directo. A partir de “Unrein” las cosas cambiaron y se introdujeron ambientaciones Góticas, a la vez que Dero, su vocalista, experimentaba con registros de todo tipo y los teclados no se limitaban a ser apoyo orquestal o incremento del aura sintética. Por eso “XXV” se puede considerar un compendio y un mirar hacia delante al mismo tiempo. Un trabajo más orquestal, más accesible en ciertos temas, pero también más industrial y directo en otros. Como una forma de resumir el sonido de OOMPH! a lo largo de sus 25 años de historia.

La apertura con “Dein Retter”, su continuación más oscura con el single “Alles Aus Liebe” y otros cortes como “Fleisch Und Fell” y “Spieler” harán las delicias de los fans de los primeros trabajos, el último tema de los citados además con un estribillo glorioso que se queda a la primera. Pero también hay espacio para temas más barrocos en su estructura y resolución. “Als Wärs Das Letzte Ma”, donde ya utilizan coros y otros elementos orquestales más pronunciados, la melancólica “Unter Diesem Mond”, con un gran trabajo teatral por parte de Dero o el cierre de “Leis Ganz Leis” a ritmo de vals moribundo, son ejemplos de la cara más gótica de OOMPH!, y también la más accesible en melodías.

Por todo lo anterior, en general “XXV” se puede considerar un disco amplio de miras. Con una trayectoria tan extensa y siendo uno de los cabezas de serie del géneo, OOMPH! tiene muchos recursos de los que tirar y mucho material y muy bueno para ofrecer. La producción es adecuada para que suene guitarrera y potente en los cortes más metálicos, pero también fría y envolvente en los más orquestales y la capacidad de componer melodías y estribillos que se coreen con facilidad en directo brilla con luz propia en este trabajo. No digo que estemos ante su disco más ambicioso, pero sí se nota que es uno de los más madurados y que se volverá recurrente en el futuro sobre los escenarios.

Como no puede ser de otra manera “XXV” viene acompañado de una gira de presentación en donde se dedicarán a resumir toda su trayectoria, y que además les traerá por España en Abril. Hasta entonces, OOMPH! se reivindica como un clásico dentro de un género y al mismo tiempo como un valor a seguir teniendo en cuenta, esperemos que otros 25 años más.

Raúl Ureña Salgado

Madness Live!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here