Crítica de KOBRA AND THE LOTUS – Prevail I

0
Kobra And The Lotus - Prevail I

Reconozco que me acerqué a “Prevail I”, el nuevo álbum de KOBRA AND THE LOTUS, con cierta reserva, con el recelo de años de bandas con una imagen potente, chica mona al frente y una fuerte estrategia promocional, pero con un contenido musical bastante pobre. No es la manera adecuada de afrontar una crítica, pero forma una parte inseparable del resto del bagaje musical de un redactor. Afortunadamente, los canadienses han saltado con habilidad por encima de esos temores y han convencido al que escribe con un disco fresco, variado y ameno.

KOBRA AND THE LOTUS nació en 2009 de la mano de su vocalista Kobra Paige, y “Prevail I” es su cuarto disco. En él podemos encontrar una amalgama de estilos cimentada sobre un Heavy Metal Melódico. A partir de ahí se cuelan una base rítmica muy Power Metal, melodías que llegan a beber del Hard Rock y riffs que podrían pertenecer a cualquier grupo del Death Metal Melódico más accesible. Por encima de todo está la voz de Kobra, un prodigio de potencia con un agradable timbre grave y un registro amplísimo.

Comienza el trabajo con”Gotham”, primer single y una de las canciones con un tinte más moderno. Es una canción pegadiza, pero que está lejos de ser lo mejor que vamos a encontrar en el disco. Los elementos principales quedan ya patentes: una base rítmica muy potente, sin demasiadas sutilezas y unas guitarras, de la mano de Kasio Kulakowski, técnicas y con cierta originalidad. Kobra se desgañita y su voz se multiplica en  infinidad de capas.

“Trigger Pulse” arranca  machacona y pesada. Una pieza distinta en la que la violencia rítmica de las estrofas da paso a un estribillo elegante que encajaría en un dsico de ALTER BRIDGE. De nuevo se hace patente la sobreproducción del gurú Jacob Hansen, con teclados e innumerables capas que en directo tienen que ir pregrabadas. “You Don’t Know”cambia totalemnte de tercio, pues si bien tiene un estribillo de raíz muy Hard Rock, el resto del tema respira el mismo aire que los italianos LACUNA COIL, aunque con un olor mucho más metalero y sin añadidos electrónicos.

“Specimen X” inaugura la vena más power metalera de los canadienses. Doble bombo y un grandísimo estribillo para una canción que recuerda, tanto por la voz de Kobra como por el trabajo de guitarras, a los noruegos TRIOSPHERE. Le sigue “Light Me Up”, una buena power ballad cargada de vitaminas, aunque con cierto regusto a los años noventa y, apreciación personal, a CREED. La sombra de Mark Tremonti no abandona a KOBRA AND THE LOTUS en “Manifest Destiny”, uno de los mejores temas del disco y el primero que no está envuelto en ese halo de oscuridad que envuelve al resto del disco. Es una pieza muy original, una suerte de canción de ALTER BRIDGE con una base rítmica mucho más pesada y unas guitarras que han crecido con el Melodeath.

Siguen con “Victim”, un tema simplemente correcto, y la instrumental “Check The Phyrg”, un alarde de técnica guitarrera con buen acompañamiento de Brad Kennedy y Marcus Lee a bajo y batería respectivamente. “Hell on Earth” vuelve a repartir una buena dosis de Power Metal con una Kobra que en el estribillo se parece asombrosamente a Elisa, la ex cantante de DARK MOOR. Esa misma tónica melódica y potente la imprimer en el corte que cierra el disco, “Prevail”.

“Prevail I”, un trabajo ameno

A pesar de estrategias promocionales y de la imagen que se proyecta del grupo, KOBRA AND THE LOTUS rompe cualquier concepción previa y demuestra que no es simplemente una cantante con unos músicos detrás, sino un grupo hecho y derecho que suena compacto y con una dirección bien definida. Con “Prevail I” entrega un disco variado pero coherente, fresco y, ante todo, muy ameno.


Discográfica: Napalm Records

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here