Crítica de WARCRY – Donde El Silencio Se Rompió

0
Warcry - Donde El Silencio Se Rompió

Tenía muchas ganas de escuchar “Donde El Silencio Se Rompió” de WARCRY, ya que la banda asturiana había prometido un disco muy “rockero” y con muchos himnos que tendrían el calado de temas como “Tú Mismo” o “Quiero Oírte”. ¿Lo han conseguido? Pues depende de a quién preguntes y es que los de Víctor García no van a dejar indiferente a nadie.

“Donde El Silencio Se Rompió” es un disco ambicioso, complejo, denso y muy alejado de la corriente del Heavy – Power Metal que acompañó a los primeros tiempos del grupo. Esto por supuesto no es ni muchos menos malo, pero puede echar a mucha gente para atrás al finalizar la primera escucha pues es un trabajo difícil de paladear. Para el que suscribe estamos ante en el mejor trabajo de WARCRY de la presente década, pero mejor vamos a desgranar los temas que componen este noveno álbum de estudio de la formación.

“Donde El Silencio Se Rompió”, un disco innovador

Innovación y renovación son algunos de los términos que se me ocurren para definir “Donde El Silencio Se Rompió”, ya desde el título que es mucho más largo de los que suele usar la banda (y que está extraído de un poema de Rafael Lasso de la Vega) o la portada mucho más recargada de lo habitual y que ha sido magníficamente ilustrada por Daniel Alonso. Quizás parte de este resultado novedoso sea fruto de haber trabajado con el productor Daniel Sevillano y el mezclador Tim Palmer, que ha trabajado con grupos como U2 o BON JOVI.

“Donde El Silencio Se Rompió” comienza con “Rebelde”, un tema que sirve perfectamente para definir la nueva línea de WARCRY, con unas guitarras más rockeras como había anticipado, notándose mucho en los solos y riffs, y especialmente unos teclados que han ganado presencia y protagonismo. En definitiva, una excelente toma de contacto, si bien es cierto que como primer tema debería haber tenido algo más de garra o gancho.

Toma el relevo “Resistencia”, un corte que recuerda a tiempos pasados pero aunando lo viejo y lo nuevo con un gran resultado donde destaca la gran labor de Pablo García con la guitarra y los coros. Sin duda, uno de los mejores cortes de “Donde El Silencio Se Rompió”. Sin abandonar a Pablo García, que logra un punteo espectacular en el comienzo de “Cielo E Infierno” nos encontramos con uno de esos prometidos himnos, un tema lleno de sentimiento que en directo tiene que ser brutal siempre y cuando la tocada voz de Víctor lo permita.

“Así Soy” es otra canción destacable, sumamente pegadiza gracias a los coros y de la que personalmente me quedo con su escala ascendente en cuanto a ritmo se refiere, de menos a más en todo momento.

Con “Ya No Volverán” nos encontramos con los WARCRY más melancólicos y apesadumbrados donde mezclan esos sentimientos con ese positivismo hacía el futuro que siempre ha impregnado algunas de las composiciones más populares de la banda asturiana. En este tema brilla además con luz propia la batería de Rafael Yuqueros que, junto a los teclados de Santi Novoa, hace salir del letargo al que nos había sometido el tema anterior. Menudo cambio… dinamismo y épica sin ningún desperdicio en poco más de cuatro minutos. Atentos también al magistral solo de guitarra de Pablo García y la línea de bajo de Roberto García porque seguramente estemos ante el tema instrumental más completo de “Donde El Silencio Se Rompió”.

“Por Toda la Eternidad” nos permite vislumbrar la vertiente más melódica de WARCRY, otro tema digamos complicado por un ritmo que va en aumento pero que nunca acaba por coger velocidad y ni falta que hace. Santi Novoa nos introduce en “Odio”, toda una espiral musical hacía la oscuridad y posiblemente uno de los mejores temas de toda la discografía de la banda de Víctor García, si de aquí a unos años no es considerada un clásico de culto no se en que estarán pensando los fans de WARCRY.

El último tramo lo cierra la inmensa “Muerte O Victoria”, una canción en línea grandilocuente de los mejores temas de formaciones como MANOWAR con un Víctor García enorme que se intercala con uno de los solos de guitarra más elegantes que he escuchado de Pablo García; sencillamente tremenda. “Donde El Silencio Se Rompió” termina con “No Te Abandonaré”, una de esas baladas marca de la casa que se me antoja como un final ciertamente anticlimático para el disco, pero si aislamos el tema en sí nos queda una preciosa composición de esas que invitan a escuchar una y otra vez.

Si habéis leído toda la crítica o solo parte seguro que os habréis percatado que soy uno de los que este nuevo disco de WARCRY ha dejado plenamente satisfecho, veremos cómo lo defienden en directo, sin ir más lejos en el próximo Leyendas del Rock.


Discográfica: Jaus Records
Reseña Panorama
Nota
9
Compartir
Artículo anteriorCrítica de PIECE OF CHANGE – Beast On Fire
Artículo siguienteJoe Lynn Turner: “Yngwie Malmsteen es un megalomaníaco”
Heavy de nacimiento, hard rockero de corazón y powereta por afición, ya son muchos los años que llevo escribiendo sobre mi pasión desde que hace más de dos décadas me adentrase por la senda del Metal. Por mis oídos han pasado todas las vertientes desde las más extremas a las más melódicas, sintiendo especial devoción por aquellas más melancólicas, apagadas u oscuras.
Madness Live!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here