ENSIFERUM - One Man Army

0

La banda finesa ENSIFERUM vuelve como el estandarte necesario del Folk Metal europeo que es, manteniéndose además con "One Man Army" entre los grupos más populares del género.

Y mantener ese estatus no es solo por lanzar un nuevo trabajo y dejarlo correr durante un tiempo para, posteriormente, dedicarse a vivir de las rentas acumuladas con anterioridad. Afortunadamente, este sexto álbum de estudio es algo más, es suficientemente bueno como para reafirmar su posición, manejando conceptos similares a los ya vistos en anteriores ocasiones. Tenemos aquí un sonido épico, a veces más rápido y seco, otras veces más atmosférico, junto con los devaneos de "música western", la agresiva voz de Pete Lindroos, los coros, los teclados... puro ENSIFERUM.

Además, si antes de ahondar en la música lo primero que vemos es un fastuoso envoltorio, en forma de portada impactante y de la calidad acostumbrada, pues también se favorece esa idea de buen trabajo que luego confirmas tras varias escuchas de "One Man Army".

Conservando pues todas estas claves de éxito, lo único que podía salir mal en este nuevo envite era una composición poco inspirada, como parece que aconteció en "Unsung Heroes". Pues bien, no ha habido sufrimiento en este apartado, los seguidores del grupo no van a tener oportunidad de desencantarse con ENSIFERUM, al menos con este disco. Eso sí, que nadie espere un espectacular reverdecer de sus viejos laureles: la grandeza de sus tres primeros discos parece que no volverá.

Hay buenas composiciones, y no se trata de otra cosa cuando consideramos si un álbum ha llegado donde se esperaba o no. Después de la intro “March Of War” que abre “One Man Army” tenemos un buen trallazo, poderoso e ideal para comenzar la cabalgada: “Axe Of Judgement”, cargado de caja machacona y dobles bombos, con un riff sencillo para ir abriendo boca. Más calmado y ahondando en melodías tranquilas aparece “Heathen Horde”, pero la propia “One Man Army” vuelve a tensar la cuerda, un poco de todo como es habitual en ENSIFERUM.

Una grandiosa intro, la balada “Burden Of The Fallen”, da paso a otro de los temazos de este álbum, “Warrior Without A War”. Una pedazo de canción colmada con estribillo que hace recuperar la mejor versión de los finlandeses. Más cinematográfica resulta “Cry For The Earth Bounds”, otra canción tranquila intercalada entre las mejores pistas del disco, y es que le sigue un nuevo hit para añadir a la carrera de ENSIFERUM.

Señores y señoras, creo que la siguiente pieza va a ser un fijo en los sets del grupo, hablo de "Two Of Spades": un temazo veloz, muy potente y tremendamente fácil de seguir en los coros. Aquí los de Helsinki han dado en la tecla al 100%, juntando todo su poder metálico con elementos ajenos al Metal, resultando en una combinación festiva y explosiva. La más ingeniosa de todas las canciones aquí presentes, sin desmerecer al resto, que como ya he dicho están bien pero sin excesivo brillo.

Ya para cerrar llega “My Ancestor’s Blood”, con bellas melodías (aunque suenan repetitivas y vistas en anteriores trabajos) y vuelve a repetirse una pieza de largo desarrollo, en este caso “Descendants, Defiance, Domination”. Grandes coros, cómo no, y las voces limpias y agresivas de ENSIFERUM que se van intercalando, moviéndose la canción por distintos pasajes más o menos épicos. Una buena pieza, aunque creo que en anteriores ocasiones lograron mejores resultados en este tipo de canciones de muchos minutos.

En cuanto a los elementos del Folk finés (melodías a parte) creía que repetía aparición la maravillosa cantante Kaisa Saari, quien venía colaborando de manera tan brillante desde "Iron" hasta "From Afar". En un principio me pareció que estaba presente de nuevo en este trabajo, concretamente en "Neito Pohjolan", cantada íntegramente en suomi. Finalmente he podido comprobar que no se trata de ella, si no de Netta Skog, también conocida como la acordeonista de TURISAS, ahí es nada. Gran cierre del álbum, desde luego.

"One Man Army" no defraudará a los seguidores habituales de ENSIFERUM. Los más acérrimos lo tomarán como un disco tremendo, y los detractores dirán que es infame, ya sabemos que hay para todos los gustos, especialmente en las bandas importantes como esta, siempre expuesta a demasiadas miradas. Los más templados pensaremos que simplemente se trata de buen disco, emotivo en general en sus melodías nórdicas, con algunos picos de genialidad e interesante en su conjunto.

 

Carlos Herrero

Madness Live!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here