Entrevista a Udo Dirkschneider y Fitty Weinhold

0

Pocos personajes serán más conocidos en el Metal europeo que Udo Dirkschneider. Primero en ACCEPT, y luego con su banda U.D.O., es una institución a la que se venera y respeta por los seguidores del género. Sin embargo, la vuelta triunfal del grupo que le dio la gloria con el americano Mark Tornillo, ha dejado a nuestro frontman un poco como el malo de la película. Parece que lo cool ahora es meterse con Udo y poner por las nubes a Wolf Hoffman, que sin duda es un genio, pero se pasó casi tres lustros haciendo fotos y renegando del Heavy.

A todo esto, no contribuyó que el retorno de ACCEPT, con los excelentes “Blood Of The Nations” y “Stalingrad”, coincidiera con una innegable crisis creativa y de sonido en las huestes de U.D.O. La trilogía “Mastercutor”, “Dominator”, “Rev-Raptor”, resultó redundante, con pocos temas memorables y una producción demasiado moderna y fría, alejada de los parámetros que, por ejemplo, sí tuvo “Mission No. X”. Dirkschneider sabía que con su nueva entrega se la jugaba, y apostó fuerte. Coincidiendo con la salida de su longevo dúo de guitarras (Igor Gianola y su colega de siempre, Stefan Kaufman), “Steelhammer” ha dado un giro de 180º y rememora, en buena medida, ese aire clásico de otras entregas.

No es un disco “retro” ni una copia de lo que hacían en, por ejemplo, “Faceless World”, sino un álbum que en fondo y forma no se aleja en demasía de la máquina sonora que han sido desde el ya lejano “Animal House”. Para hablarnos de los nuevos horizontes que se abren para U.D.O. nos reunimos con el veterano vocalista y su mano derecha, el bajista, Fitty Weinhold, cuyo español “macarrónico” le delata como habitual de alguna de nuestras islas. Este es el resultado de la corta pero intensa charla.

La primera pregunta cobrará sentido con la siguiente. ¿Cuándo empezasteis a componer “Steelhammer”?
Udo
: Aproximadamente, en septiembre de 2012, ¿no, Fitty? Teníamos alguna idea suelta pero, básicamente, cuando concluimos los principales compromisos con la gira de “Rev-Raptor”.

Lo decía porque, con los cambios, seguro que Fitty, por ejemplo, ha tenido un papel importante en las canciones.
Udo: Sí, por supuesto. En el pasado, Fitty también había escrito temas y demás, pero ahora se ha involucrado mucho en el proceso. Piensa que lo de Stefan Kaufman no fue algo planeado. El caso es que me llamó, charlamos y me dijo que necesitaba un descanso. No quería componer, no quería producir y quería reflexionar acerca de su futuro. Entonces, se lo comenté a Fitty y dijimos: “Umm… aquí estamos, ¿qué hacemos? Démonos una oportunidad a ver qué tal sale”. Empezamos a trabajar en canciones y funcionó, o al menos, esa es nuestra visión.

Entonces, ¿no esperabais las marchas de Igor y Stefan?
Udo: La de Stefan quizá sí, aunque no sabíamos el momento. Tiene la espalda bastante fastidiada. Incluso, en el estudio tenía que parar porque no podía estar mucho rato en la misma posición. En la gira no dijo nada, se calló, hasta que llegó un punto en que era incapaz de moverse. Era una locura y le dijimos que tenía que mejorarse porque lo que estaba haciendo no era bueno para su salud y, claro, repercutía en la banda. De ahí vino lo que comentaba en la anterior respuesta, nos separamos.

Empezamos a buscar un nuevo guitarrista. Tuvimos más de 300 propuestas. Nos quedamos alucinados. Fue una pesadilla porque quisimos escucharlas todas para decidir quién era la persona adecuada. Paralelamente a esto, durante la pre-producción de “Steelhammer”, Igor siempre tenía problemas de tiempo para ir al estudio porque estaba involucrado en muchísimos proyectos, su familia y demás. No es que U.D.O. necesite exclusividad pero sí prioridad, que era algo que no podíamos conseguir en ese momento con Igor.

Y entonces apareció Andrey Smirnov.
Udo: Fuimos muy afortunados. Además, hay una historia detrás. En realidad, elegimos a un guitarrista alemán muy joven. Solo veinte años, pero increíble cómo tocaba, un talento fuera de lo normal. Le dimos el OK para que ingresara en la banda y, nada más darle la noticia, su respuesta empezó con: “Mi novia…” Fitty y yo nos miramos: “¿Qué? No, buscaremos a otra persona” (Risas). No, ¡por favor!, somos demasiado viejos para aguantar estas cosas.

Por lo tanto, nos quedamos con cuatro opciones. Un sueco, un finlandés, otro alemán y un chico ruso. Sin embargo, este último no lo había considerado porque imaginaba la dificultad de dejar su país, supuse que tendría diferentes problemas logísticos, de visados, etc. Sucede que escuché la grabación que nos había mandado y a los tres minutos, miré a Fitty y ambos asentimos. Él tenía que ser la elección. No llamamos ni al manager. Llamé a Andrey y no se lo creía, era un sueño hecho realidad porque es un gran seguidor de U.D.O. Además de con varias bandas de su país, como EVERLOST, ha estado en el grupo de acompañamiento a Paul Di´anno y Blaze Bailey cuando han hecho giras por el Este de Europa y Rusia. Vino a Alemania para la audición definitiva y se quedó con nosotros.

Vídeo de "Metal Machine":

      

 

¿Ha grabado él todo el disco?
Udo:
Exacto. Lo ha grabado todo. No obstante, las canciones ya estaban terminadas, con lo que solo ha podido aportar pinceladas en alguna de sus partes para darles personalidad. Al principio se encontraba un poco nervioso, quizá abrumado, pero al soltarse empezó a dar ideas que acogimos sin ningún problema, porque nos consideramos personas bastante abiertas a sugerencias. Ha hecho un trabajo excelente, de verdad.

Ahí aún pensábamos que Igor iba a continuar con nosotros porque nos comentó que estaba ansioso por realizar la gira por Estados Unidos, que estaba hambriento de tocar en directo. De repente, nos surgen unas fechas por Ecuador a comienzos de año. Todos encantados porque así sería el bautismo con Andrey. Igor dice: “No, no puedo hacerlo. Tengo compromisos”. Nos quedamos en estado de shock. “¿Me estás diciendo que después de quince años en el grupo no quieres hacer este concierto? Olvídalo, Igor, y dejémoslo aquí".

Cuando elegimos a Andrey les dimos las gracias a los otros chicos y cerramos las audiciones. Disponíamos de muy poco tiempo y buscamos cercanía con los tres restantes. Desafortunadamente, llamamos al chaval alemán y había firmado un contrato; el sueco, también. El guitarrista finlandés sí estaba disponible para tocar y nos preguntó: “¿En qué parte de Alemania?”. “No, en Ecuador”, le respondimos. Su reacción fue: “¿Cómo? ¿Ecuador? Bueno, pues vamos para allá” (Risas). La verdad es que ha sido una suerte porque Kasperi también encajó fenomenal desde el primer día. Con él, simplemente ensayamos unos días y a la carretera. Primero, en Ecuador; luego, Estados Unidos y Canadá. Y te aseguro que han sido unos conciertos fantásticos.

Incluso, al final, se puede ver como algo positivo el tener que cambiar a los dos guitarristas en vez de a uno, porque llegarán con nuevas ideas, frescos y no habrá una posición dominante del miembro que permanece, algo que podría suceder si solo hubiera entrado uno.
Udo:
Sí, puede ser, aunque es difícil afirmarlo con rotundidad. Nos concede una nueva oportunidad, abrir una etapa. Por supuesto, esto ya se nota en el disco, con la labor de Andrey. Es un guitarrista clásico pero tiene veintinueve años, es de una generación muy distinta a la nuestra, por lo que añade un componente moderno que ni Stefan ni Igor aportaban. Stefan sí metía cosas actuales en la producción pero no en su forma de tocar, ya que es un guitarra rítmico muy ortodoxo. Con Igor y Stefan no podíamos hacer en directo determinadas canciones porque necesitaban solos doblados; ahora sí, tanto Andrey como Kasperi son solistas, con lo que intercalan posiciones sin problemas.

Es cierto. Lo vi en algunos vídeos de la gira americana que se colgaron en Youtube. Los dos compartían la labor solista.
Fitty: Y esto es solo el comienzo, porque ahora podremos hacer temas raros de U.D.O. que nuestros fans nos demandan, pero era imposible con la anterior formación. A nosotros nos ha rejuvenecido la entrada de estos dos chicos. Estamos realmente excitados, no solo con el presente, no solo con la gira europea, sino con el futuro. Cuento los días para sentarnos a escribir nuevas canciones. Tienes que verlo para saber de lo que te estoy hablando.

Desde luego, no sé si es casualidad o no, porque como venís diciendo, todo estaba escrito antes de entrar Andrey y, luego, Kasperi, pero el sonido de guitarra de “Steelhammer” es de los mejores de vuestra ya larga trayectoria.
Udo:
Sí, es un poco lo que comentaba antes. Andrey, inicialmente, se encontraba un tanto cohibido. Era el chico nuevo, mucho más joven que el resto, vienes de Rusia a Alemania, dejas tu vida. Necesitaba un tiempo de aclimatación a tanto cambio, no solo profesional sino personal. Desgraciadamente, ese tiempo no lo tenía porque fue llegar y, prácticamente, grabar. Encima, en solitario. Sin embargo, no solo superó la prueba sino que, como dices, añadió su toque personal, su estilo. También hay que dar crédito a Martin Pfeiffer, que ha hecho la mezcla del disco. No es alguien muy conocido en el mundillo pero me ha impresionado su forma de trabajar.

Fitty: Esto es, también, algo que ha sido positivo porque cuando Stefan se fue nos planteamos cómo y con quién grabar el disco. Pensamos en productores pasados. Algunos los desechamos; otros querían pero no tenían tiempo. Al final, redujimos el equipo de trabajo al mínimo. Martin y Markus Teske, los dos fanáticos de U.D.O. Ellos sumaron dos puntos de vista: el estrictamente profesional y el del fan que te dice cómo le gustaría que tus discos sonaran.

Udo: Por ejemplo, yo sabía cómo quería que sonara la guitarra pero no soy técnico de sonido, con lo que no sería capaz de conseguirlo en el estudio. Martin, en eso, fue nuestra proyección. Sin olvidarse ni un instante que era el profesional que trabajaba para nosotros, fue como tener a un fan de la banda en el proceso de grabación. Esa dualidad da como resultado “Steelhammer”.

Es interesante cómo, dentro de un contexto de Heavy bastante clásico, os atrevéis con canciones como “Heavy Rain”, una balada atípica. Un pequeño interludio que podría pasar por una versión de aquellos grandes compositores tipo George Gershwin, Cole Porter o Nat King Cole.
Udo: Definitivamente, es una canción poco usual para una banda de Metal. Normalmente, tenemos un amigo que nos ayuda con las letras en inglés. Un día nos comentó que tenía una idea para una balada. Me la presentó y fui bastante reacio. No pegaba con el estilo U.D.O.

Fitty: ¡Anda, Udo! No seas tan políticamente correcto. La realidad es que dijo: “Yo no quiero cantar eso. Rotundamente, no”. (Ndr.: Carcajadas de los presentes). Nuestro amigo le dijo: “Trabajemos en ella. Cuando empieces a cantarla, cambiarás de opinión”. Dicho y hecho. A la tercera toma, Udo hizo un gesto de aprobación para terminar con un largo “¡Sí!”.

Udo: Volvemos a lo de antes. Somos gente bastante abierta de mente. Nunca damos una negativa tajante. Probamos y, si funciona, perfecto; si no, a otra cosa. Jamás sabes qué es lo que puede servir. A veces, oyes un riff que no te atrae nada pero encajado en un tema, terminas adorándolo. Y viceversa. Hasta hemos grabado un videoclip de ella.

Vídeo de "Heavy Rain":

 

Tampoco es algo tan extraño en U.D.O. porque, sin ir más lejos, recuerdo “Devil´s Rendezvous” o la genial “Trainride In Russia”.
Udo:
Sí, por supuesto, pero “Heavy Rain” es aún más arriesgada, creo yo. No obstante, a día de hoy, es de mis preferidas. Quizá no es posible tocarla en directo pero en el contexto de estudio, se ha convertido en una referencia.

En el lado opuesto está “Devil´s Bite”, con ese comienzo electrónico.
Udo: Otra gran canción, en mi opinión, e ideal para interpretarla en un escenario. Queríamos emular al sonido del melotrón tan típico de los ochenta. Fue Martin el que nos sugirió esa melodía que se te queda en la cabeza al instante. Otra vez, mi reacción fue: “¿Pero qué estás diciendo?”. De nuevo, me equivoqué porque cuando entra la batería y, luego, las guitarras, todo cobra sentido.

Obviamente, hay que preguntar por “Basta Ya”, el tema en castellano de “Steelhammer”. La relación con WARCRY viene de los conciertos que compartisteis, ¿no?
Udo:
Sí, exacto. Conocimos a los chicos de WARCRY en un viaje a Latinoamérica. Víctor es un gran tipo y me llevó a un concierto con ellos en Madrid para tocar “I´m A Rebel”. Siempre hemos querido hacer una canción en español pero nunca se había dado el caso. Estamos hablando del segundo idioma del mundo, tras el inglés. Por ejemplo, como sabes, ya habíamos cantado en ruso, por lo que el desafío no era tan grande. Tenía claro que no quería que fuera una balada, así que cogimos el tema “Dust And Rust” y pensamos que tendría una sonoridad adecuada en español.

Contacté con Víctor para pedirle que me hiciera la traducción, pero propuso una adaptación con el estribillo “Basta ya”. Me encantó cuando lo escuché en la demo que me mandó, y el dueto es buenísimo. En contrapartida, es un tema triste por la temática. Hay muchísima gente que lo está pasando mal con la crisis. A las bandas nos afecta en la asistencia a conciertos pero podemos vivir con ello. Hay otros que no tienen ni para comer.

U.D.O. con Víctor García de WARCRY - "Basta Ya":

 

¿Cómo se ve, como ciudadano y como músico, desde un país rico como Alemania, la crisis que afecta al sur de Europa? Países como España, Grecia o Portugal.
Udo: Por supuesto, estamos interesados en lo que sucede en el mundo. No somos ajenos a ello, porque influye en algunas letras que escribes. No solo hablas de temas abstractos o del estado de ánimo, sino también de aquello que te rodea. En “Steelhammer” compusimos “A Cry Of A Nation”, que trata de la sociedad de mierda en que vivimos. No somos una banda política pero nos gusta denunciar lo que pasa a nuestro alrededor.

Fitty: Cuando vas a esos países, sobre todo Grecia, que es el que peor está, y hablas con la gente, te dicen: “Estas dos horas de concierto de U.D.O. me han hecho feliz por un mes. He gastado lo poco que tengo pero ha merecido la pena”. Esto es impagable para un artista. A veces, no lo entendemos, es un gran halago y también una responsabilidad enorme, pero es porque no lo vivimos en nuestras carnes. Cuando estoy por España, veo cómo se ha ido deteriorando la situación. Todo lo que sale en la prensa con los bancos, la mala gestión de los políticos. Es un desastre, la verdad. Como músicos sentimos la necesidad de decir. No estoy hablando de hacer una revolución a través de la lucha. Personalmente, no quiero esto, pero sí afirmar claramente: “Ya está bien. Hay que arreglar las cosas y que la gente vuelva a vivir decentemente”.

¿Qué ha sido más complicado, cantar en español o en ruso?
Udo:
En ruso, muchísimo más difícil. No me preguntes la razón, pero me he sentido cómodo cantando en español. Me resultó un idioma muy natural, la canción fluía fácilmente, se pueden hacer muchas más melodías.

Escuchando “Steelhammer”, hago una reflexión. Cojamos dos buenos discos y no muy lejanos. Por un lado, “Mission No. X”, un álbum clásico de Heavy, heredero de los ACCEPT del “Russian Roulette”, por ejemplo. En la otra esquina, “Mastercutor”, más denso, pesado y moderno. “Steelhammer” me parece una combinación de las dos propuestas y ese equilibrio beneficia a U.D.O. porque no cabe una comparación clara con el pasado pero tampoco os alejáis tanto de vuestro sonido como, en mi opinión, ocurría en “Dominator” o “Rev-Raptor” donde se os fue la mano con las producción modernas y, digamos, marciales.
Udo:
Es complicado responder a esto porque las reflexiones siempre tienen matices. No quiero decir nada malo contra Stefan, pero él estaba acostumbrado y apostaba por las producciones 100% de ordenador. Esto tiene su lado bueno pero te condiciona, te hace perder naturalidad en las canciones. Nos falta ese “toque humano” que hemos conseguido, por una parte con Andrey, y por otra, con la producción y mezcla. Cuando oigas a Andrey en directo comprenderás que suena exactamente igual que en tu casa. Los mismos tonos, nada de sobreproducción ni ordenadores. Esa es la clave del equilibrio que hablabas.

Fitty: Cuando empezamos a componer el disco, preferimos no pensar. Íbamos a hacer exactamente lo que sintiéramos en cada momento.

Udo: Aunque suene raro, el lenguaje corporal de cómo tocas te da un dinamismo que antes no teníamos. Yo soy incapaz de actuar como hace 30 años porque no tengo el mismo lenguaje corporal, además estoy más gordo (risas). Al ver tocar a Andrey me di cuenta que podía hacer cosas que ni Fitty ni yo podíamos.

udo-steelhammer

En esa tendencia más clásica de la que venimos hablando, he de mencionar que la portada, sin ser nada extraordinario, al menos es puro Metal, no como “Dominator” o “Rev-Raptor”, que me parecieron mucho más pobres.
Udo:
Es interesante lo que comentas porque es del mismo tío que hizo “Dominator” y “Rev-Raptor”. Siempre hacemos lo mismo, le damos el título del disco y él realiza la portada según le sale. Nos presenta los bocetos y, por lo general, le damos el ok. No sé porqué razón pero esta vez parece que todo está a gusto de los fans.

A comienzos de año hicisteis una gira por Estados Unidos y Canadá; ahora mismo, estáis inmersos en otra europea, que va desde septiembre a enero y abarca todo el continente, incluida la parte asiática de Rusia. Estáis más ocupados que nunca. Dado que no sois unos críos, ¿no es demasiado desde el plano físico, incluso para tu voz?
Udo: No, te lo aseguro. Y no hago ningún entrenamiento vocal ni nada parecido. Te aseguro que si me sintiera mal o pensara que no puedo dar el 100%, no haríamos esos tours tan largos y continuados. Me siento cómodo, la salud me respeta desde hace bastantes años.

Fitty: Ya que mencionas Estados Unidos, íbamos con pocas expectativas, ya que es un país demasiado grande y donde el Metal no tiene mucho apoyo, salvo los grupos más conocidos, y he de decir que terminamos muy satisfechos. De hecho, cuando terminemos el segmento europeo de “Steelhammer”, planeamos cruzar de nuevo a América, haremos fechas en Sudamérica y retornaremos a Estados Unidos, a lugares que, por distancia, quedaron fuera de la gira.

Así que os concentráis en vuestros shows más que en festivales, algo que muchos fans preferimos.
Udo: Un festival siempre es una fiesta pero, ciertamente, si eres un seguidor de U.D.O. desde hace tiempo, preferirás un repertorio completo, con más temas de la banda y menos clásicos, porque, como sabes, siempre cambiamos el repertorio para las festivales, adaptándolos al público que no es tan entendido en nuestro material y solo conoce aquellos temas más relevantes en mi carrera.

Una última curiosidad que siempre he tenido. En vuestro directo “Nailed To Metal”, metíais una canción, “X-T-C”, que es de “Eat The Heat”, el disco de ACCEPT con David Reece. Personalmente, es un tema que adoro y me pareció genial escucharla con tu voz.
Udo:
Antes de que me fuera de ACCEPT grabamos una demo con temas nuevos, entre los que se encontraba alguno que, finalmente, terminó en “Eat The Heat”. “X-T-C” es una de esas canciones. Siempre la encontré muy apropiada y de ahí que la grabara en ese directo de U.D.O. Me gusta tanto que la hemos tocado un montón de veces. Más que otros temas de ACCEPT de mi época.

 

Marco-Antonio Romero

Madness Live!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here