Entrevista a GRAPESHOT

0
Grapeshot

Una certera y trabajada campaña de crowdfunding les dio la oportunidad de autoeditar “All About To End“, su tercer trabajo en estudio y el segundo largo en su casillero personal. Hablamos de cinco tipos afincados en Madrid que conforman GRAPESHOT, una banda que sigue explorando diversas vertientes para crear un sonido muy personal a caballo entre el Groove Metal, el Southern y el Thrash de corte moderno. Una propuesta que le ha llevado hasta la final de la Metal Battle Spain del Wacken Open Air alemán hace un par de años y a salir victoriosa de festivales como el reciente Granito Rock de Collado Villalba, donde fue la formación más aclamada por el público.

El próximo mes de febrero encabezarán la quinta edición del Hellpress Fest, un evento que organiza esta web cada año. De eso, de algún que otro proyecto personal y de muchas otras cuestiones ligadas a la banda hablamos con Esteban, vocalista de la formación.

Hola, Esteban. Gracias por sacar un hueco para atendernos. Antes de comenzar a hablar del disco en sí, me gustaría detenerme un momento para hablar del crowdfunding, una herramienta muy recurrida a día a de hoy y con la cual habéis podido sacar adelante vuestro último disco. Como ya sabrás, estas campañas tienen tantos defensores como detractores. ¿Cuál es tu opinión sincera sobre la misma? ¿Crees que podría y debería convertirse en el modelo a seguir a la hora de lanzar discos dado el momento de incertidumbre que está viviendo actualmente el mercado discográfico?

Hola, Jorge, muchas gracias a vosotros por el interés mostrado en la banda. En cuanto al tema del crowdfunding, he decir que yo era el único de la banda que tenía sus dudas a la hora de hacerlo. Pero al final tengo que reconocer que sin él no hubiéramos podido llevar a cabo la producción del disco, o al menos nos hubiera sido mucho más difícil hacerlo o lo hubiéramos tenido que hacer de otra forma.

A las bandas que no generamos suficientes beneficios para reinvertir en un nuevo trabajo nos ayuda mucho y creo que al final es como una especie de preventa. Nosotros al menos lo vimos así, la plataforma Splitfy tiene tiempo ilimitado para recaudar y nuestras recompensas consistían en CD o CD más camiseta, sin cosas extrañas como se ven en otros. Así que en realidad todo fue muy honesto y sin pretensiones, solo queríamos disponer por adelantado del apoyo de nuestros amigos y seguidores para poder hacer el mejor trabajo posible. Hoy en día Verkami se ha convertido en una herramienta de promoción más. Muchas bandas, algunas ya consagradas, lanzan la campaña con el disco ya grabado, editado, con videoclip y un sello o agencia detrás. Es una forma de promocionar el nuevo disco de una banda y animar a la gente a que invierta en merchandising. Me parece lícito, pero en el fondo se ha perdido la esencia inicial de ayudar a proyectos sin medios.

“Carlos Santos nos ayudó mucho a hacer realidad el sonido que teníamos en la cabeza”

La producción de “All About To End” ha corrido a cargo de Carlos Santos en los estudios Sadman de Madrid (HAMLET, WORMED, VITA IMANA, TOUNDRA, etc.). Imagino que buscabais ese sonido corpulento, groovie y nítido que suelen tener las producciones de Santos. ¿Habéis quedado plenamente satisfechos con los resultados de la grabación?

Qué voy a decir de Carlos que ya no se haya dicho. Su estudio es uno de los referentes del Metal en España y sabíamos que con él íbamos a conseguir un buen sonido. La verdad es que el disco está producido al 50% entre GRAPESHOT y Carlos Santos. Solo tuvimos doce días de estudio para grabar y mezclar el disco, así que íbamos a degüello y con las ideas muy claras.

Carlos nos ayudó mucho a hacer realidad el sonido que teníamos en la cabeza, lo cual es complicado al mezclar tantos estilos. Teníamos que sonar extremos pero a la vez algo rockeros, melódicos pero al mismo tiempo contundentes, y creo que se ha conseguido. Fueron doce días de mucho trabajo y esfuerzo por parte de toda la banda, ojalá hubiéramos tenido diez días más para poder pararnos a pensar en mejorar cosas que siempre descubres en las primeras escuchas del disco… Pero con el tiempo y los medios que teníamos, creo que el resultado es muy bueno.

Thrash/Groove, Southern Metal, Southern/Thrash… Son muchas las etiquetas que le he visto a GRAPESHOT desde que llevo siguiéndole la pista a la banda. Realmente, me atrevería a decir que todas ellas bien mezcladas conformarían un poco vuestro sonido, pero ¿cuál creéis que es la que mejor representa lo que plasmáis en los discos?

Podría decir la típica mierda de que no queremos etiquetarnos y que buscamos nuestro propio sonido, que cada uno tiene sus influencias y en el local de ensayo se mezclan dando lugar a nuestro estilo. Y no te estaría mintiendo. Está claro que bebemos de todos esos géneros que mencionas, pero también del Stoner, el Heavy o simplemente Rock. Al final lo que nos gusta es hacer canciones, cada una puede aproximarse más a un estilo u otro, pero todas están unidas por el hilo conductor que forman cinco tíos medio borrachos en un local de ensayo.

Ya que hemos sacado a la palestra la etiqueta del Southern Metal, parece que desde hace un tiempo viene pegando fuerte en España ese género al que resulta casi imposible desligar del Stoner más metalizado. Bandas como vosotros, AATHMA, HELL’S FIRE, SANTO ROSTRO o RIVER CROW evidencian el buen momento que parece vivir esa vertiente musical que tanto se apoya en el Groove y en los sonidos noventeros. ¿Qué bandas de esta nueva hornada te gustaría destacar? ¿Crees que es un género que seguirá creciendo y dando que hablar de aquí en adelante en nuestro país?

Creo que es un movimiento underground que se está prodigando mucho por Europa en general, cada vez hay más festivales de sonidos cercanos al Stoner y muchos festivales están empezando a dedicar escenarios a estos estilos. Es el ejemplo de Hellfest o Resurrection Fest. Por lo que es natural que ese movimiento llegue a España y surjan nuevas bandas del género, o que otras bandas que antes la gente no sabía ubicar de repente encuentren un espacio en ese contenedor de géneros (Stoner, Groove, Doom, Southern Metal, Rock de los 70s…).

Sigue siendo un fenómeno minoritario incluso dentro de la esfera del Rock y el Metal, pero se nutre de un público muy fiel. Creo que en España no llegará a crecer tanto como otros géneros ya establecidos. Lo que sí veo es que muchas bandas jóvenes están apostando por un sonido, como tú dices, más noventero e intuyo que va a ser una ola de aire fresco.

Las siguientes generaciones, los que ahora tienen de 18 a 25 años, querrán encontrar su propia identidad y creo que se abre un espacio para propuestas diferentes, más arraigadas en sonidos del pasado, pero renovados por la imaginación y el riesgo que demuestran muchas bandas jóvenes españolas. Tienes el ejemplo de BONES OF MINERVA, que rezuman un espíritu noventero innegable y les queda mucho recorrido.

O FORJED REJECTION, que parecen directamente sacados del Texas de los 90. Luego hay bandas como EVIL IMPULSE, que practican una mezcla de Groove y Death con toques Southern. OSEZNO es un grupo que acaba de debutar y me ha impresionado gratamente su sonido con ciertos elementos del Stoner o el Groove Metal.

Al final no somos tantas bandas, pero sí logramos mantener un circuito de calidad, la gente irá abriéndose a estos géneros y encontraremos un lugar dentro de la maltrecha escena nacional. Es cuestión de tiempo y paciencia. Es una pena que por el camino hayamos perdido bandas como HORN OF THE RHINO, que en mi opinión es una de las mejores bandas que ha parido este país.

En relación a la pregunta anterior, cabe destacar que, desde hace unos años, montas en Madrid un festival llamado el Southern Metal Fest con bandas adentradas en dicho género y subgéneros aledaños, añadiéndole una ambientación levemente americanizada al show, dado que la cuna de esta tendencia se halla en Estados Unidos. ¿Qué tal te ha ido en tu faceta como promotor? ¿Estás satisfecho con la respuesta de la gente hasta ahora?

La idea de Southern Metal Fest empezó porque HELL’S FIRE y GRAPESHOT queríamos tocar juntos, y teníamos algunas bandas amigas que se querían apuntar, así que hicimos el primer Southern Metal Fest. En aquella ocasión tuvimos mucho éxito en la Sala Gruta 77 y decidí seguir con el rollo como promotor y la verdad es que estoy muy contento.

En el resto de ediciones hemos tenido una asistencia media de 130 personas, lo cual no está nada mal. Se me ocurrió añadirle algunos detalles de ambientación americana o redneck para que no fuera solamente cuatro o cinco bandas tocando bajo el nombre de “nosequé” Fest. Quería que el festival, aun siendo humilde, tuviera entidad propia. Por eso hay comida americana, concursos, decoración…

Cada año quiero ir cuidando más este aspecto. Mi idea es seguir creciendo y traer bandas cada vez mejores, incluso empezar a incluir grupos extranjeros. Es algo que hago por amor al arte, es una fiesta que me permito montar una vez al año, trayendo a las bandas que me apetece. Y lo hago cuidando los detalles e intentando dar las bandas y al público el trato que a mí me gustaría tener. De hecho, el año pasado me subí a las tablas durante el festival con mi otro proyecto KRAZARK.

Esteban, hablando de KRAZARK, cantas también en dicha banda, mucho más adentrada en el Stoner, con la que recientemente has llevado a cabo la grabación de su primer disco. Háblanos un poco de esta formación, de tus expectativas con la misma y de las principales diferencias que encuentras con respecto a GRAPESHOT.

Desde hace muchos años el Stoner es uno de los estilos que más disfruto junto con mi pareja Kiara, guitarrista del grupo. Hacía unos años que queríamos hacer un proyecto de ese estilo juntos y hace más o menos uno nos unimos a Joan (batería) y Álvaro (bajista y antiguo miembro de DOVER). Ambos fueron reclutados en conciertos de Stoner y bares de Rock. Así que empezamos a darle forma a algunas ideas que Kiara ya tenía rumiando en la cabeza.

Poco a poco hemos ido componiendo una pequeña pila de temas, dando algunos directos y cosechando pequeños éxitos. Hemos podido telonear a SASQUATCH, una de nuestras bandas predilectas, y ganamos en la batalla de bandas del Festival Stone. Ahora estamos a punto de lanzar nuestro primer EP. Vamos con paso tranquilo, ya que GRAPESHOT me absorbe la mayor parte del tiempo, pero la verdad es que disfruto mucho bajando de revoluciones y cambiando un poco de registro. Las diferencias con GRAPESHOT son muchas, no vas a encontrar doble bombo, ni riffs y punteos acelerados. Aún estamos definiendo el estilo, pero nos inspiramos en bandas como CLUTCH, SASQUATCH, CHURCH OF MISERY… Es más rockero que GRAPESHOT, pero es mejor que lo descubráis vosotros mismos. Os puedo decir que para mí es una experiencia diferente a la que tengo con GRAPESHOT. Digamos que con KRAZARK me lo paso mejor, pero GRAPESHOT es un ritual que me lleva a lugares y sensaciones que no alcanzo con KRAZARK. Lo podríamos considerar como un éxtasis embrutecido (risas).

Volviendo al reciente trabajo de GRAPESHOT, y dada la heterogeneidad y gran versatilidad vocal que muestras en el disco, me gustaría que me hablaras de tus influencias como cantante y que me citaras a esos voceras que, desde que comenzaras en el mundo de la música, han sido como tu guía personal y te han marcado a la hora de cantar.

Empecé hace unos siete años a cantar, relativamente tarde. Y mis principales inspiraciones eran Serj Tankian, Marilyn Manson y Corey Taylor. Pero a medida que iba ensayando, dando conciertos y experimentando con mi voz, me he sentido más cómodo en otros registros, más parecidos quizá al de Phil Anselmo o Robb Flynn. También se pueden percibir con algunas influencias del Grunge o del Nu Metal.

No sé, no me centro en intentar imitar a alguien en concreto o un estilo, para mí la música es libertad, creatividad y expresión. No estoy obsesionado con la técnica y eso a veces es una desventaja, pero te da más personalidad. Voy utilizando los recursos que siento que me parecen oportunos para cada canción, intentando mejorar y ofrecer algo diferente.

¿Y qué me puedes contar acerca del videoclip de “All In”? Dicen las malas lenguas que te fuiste a Nueva York, casi cámara en mano como quien dice (aunque desconozco si solo o acompañado) e hiciste lo que podemos ver en el curioso y atípico vídeo, o sea, ponerle música de GRAPESHOT a los viandantes mientras las reacciones de estos eran filmadas. ¿A quién y cómo se le ocurrió la idea? ¿Cómo resultó la experiencia?

La historia tiene menos épica de lo que pueda parecer en un principio. Gané un viaje a Nueva York en un concurso de cortometrajes. Y tenía que hacer algo para el vídeo, no sabía qué, pero algo tenía que hacer. Entonces se me ocurrió llevar una primera mezcla del tema “All In”, que era la canción, que estaba mejor de sonido en ese momento, y ponérselo a gente a la puerta de los bares de Rock y Metal de Nueva York, grabando su reacción. Siempre que viajo me gusta visitar los bares de Rock y Metal del lugar o ir a un concierto. La gente fue bastante maja, al final lo hicimos todo frente al Bar St Vitus y el Duff’s, los más míticos de Metal de allí porque aunque parezca mentira en Nueva York no hay muchos garitos de Metal. El resultado fue un vídeo bastante simpático y que me costó alguna resaca en Nueva York, pero poco más. Fue un buen adelanto del disco.

¿Tenéis por un casual intención de editar otro videoclip en un futuro cercano?

Sí, estamos justo ahora en preparativos del siguiente vídeo, será algo más convencional, pero tendrá un toque especial. Tenemos que cuadrar fechas y posiblemente lo tengamos para principios de año.

Grapeshot - All About To End

Tengo entendido que eres el responsable de la portada del disco, en la que aparece una ilustración con los cinco componentes de la banda y un entorno más bien oscurecido y diría que hostil por lo que se ve al fondo. ¿Qué es lo que quisiste plasmar o dar a entender con el diseño?

La idea era ubicarnos en un escenario apocalíptico y nosotros en él con actitud despreocupada, con total falta de sorpresa, casi disfrutando de la destrucción del mundo. El disco tiene en algunas letras un componente apocalíptico o post apocalíptico, que uso como metáfora para hablar de problemas de hoy en día.

Ha pasado ya un tiempo desde que llegarais a la final de la batalla de bandas española del Wacken Open Air, la meca del Metal para muchos seguidores. ¿Qué supone para una banda como vosotros haber vivido esto?

Estar en las fases finales de la WOA Metal Battle Spain ha sido siempre una gran experiencia. Y mentiríamos si dijéramos que no nos ha beneficiado, nos dio un pequeño empujón a nivel nacional, y ha hecho que algunos medios de comunicación del género nos conozcan. La única pena es que nos hayamos quedado siempre a las puertas de llegar a la final internacional de Alemania.

Cartel del Hellpress Fest 2018

Dentro de la gira de presentación de “All About To End”, haréis una parada el sábado 10 de febrero en la madrileña sala Siroco como cabezas de cartel del Hellpress Fest, que en otras ediciones han encabezado formaciones como RANCOR, HELL’S FIRE o SEXPLOSION. ¿Qué esperáis de este concierto y qué es lo que podrán ver los que acudan al festival cuando GRAPESHOT salga al escenario?

Es un honor formar parte de este festival, al que he acudido personalmente en alguna ocasión. Va a ser nuestro primer concierto en Madrid desde diciembre de 2017, así que vamos a salir con muchas ganas de hacer disfrutar a la gente y dejarnos el puto pellejo. Será una gran fiesta con el buen rollo que siempre hay en nuestros conciertos y chupitos gratis a pie de escenario, ¿qué más puedes pedir?

Para cerrar la entrevista, deja si quieres unas palabras para los lectores de HELLPRESS.

Si habéis llegado hasta aquí, sois unos cracks. ¡Gracias por aguantar la chapa! ¡Nos vemos el 10 de febrero en el Hellpress Fest!


Más información sobre GRAPESHOT en su Facebook.

Madness Live!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here