SERIOUS BLACK – As Daylight Breaks

0

Antes de comenzar a hablar sobre el álbum debut de SERIOUS BLACK, me parece justo decir que mis prejuicios me prevenían alertándome de que no debía esperar nada especial en él, puesto que todo, a priori, estaba en contra. En primer lugar, el nombre me pareció una desafortunada elección, dado que es un juego de palabras hecho con Sirius Black, un personaje de la saga “Harry Potter”, de la que no se puede decir que alguna vez me haya inspirado devoción precisamente; en segundo lugar, la portada, hay que decirlo, es fea con ganas; y, por último, los llamados supergrupos no me han transmitido nunca confianza porque al ver grandes nombres en los créditos de un disco siempre esperaba un gran resultado y el 90% de las veces he encontrado un gran aburrimiento y una repetición de lo que hemos escuchado previamente hasta la saciedad. Sin embargo, y he aquí lo importante, tengo que reconocer que me he equivocaba con esta nueva banda.

Si estás leyendo esto y aún no has escuchado hablar de ellos ni le has dado una oportunidad a su sonido, que se balancea entre el Power Metal y Metal Melódico, te ánimo a que lo hagas; hay grandes músicos provenientes de grupos de renombre a los que aún les quedan buenas ideas en SERIOUS BLACK. A las seis cuerdas encontramos al genio de las melodías Roland Grapow (MASTERPLAN, HELLOWEEN), aunque recientemente ha abandonado la formación, junto a Dominik Sebastian (EDENBRIDGE); en la batería Thomen Stauch (SAVAGE CIRCUS, BLIND GUARDIAN) que forma un gran dúo aportando velocidad y sustento a la música con el bajo de Mario Lochert (EMERGENCY GATE, VISION OF ATLANTIS); en las teclas a Jan Vacik (DREAMSCAPE) aportando las reminiscencias a STRATOVARIUS; y el último en llegar, a la voz, Urban Breed (TRAIL OF MURDER, TAD MOROSE, BLOODBOUND).

Me parece apropiado remarcar que SERIOUS BLACK no suena a una antigua banda de alguno de estos músicos, suena a todos ellos porque la composición de las canciones ha sido colaborativa; todos han dejado su huella consiguiendo un sonido propio y muy compacto. Por este motivo, resulta complicado elegir simplemente algunas canciones como las mejores o las más representativas, así que me disculpo antes de empezar por las que voy a señalar si alguien, por ejemplo tú, que me lees, considera que me equivoco en la elección; probablemente, tengas razón.

La que abre el primer álbum de SERIOUS BLACK, “I Seek No Other Life”, aparece directa, contundente; apenas han empezado a sonar la guitarra y la batería, surge la voz de URBAN BREED demostrando que tiene personalidad para liderar una banda con semejantes músicos detrás. Estoy convencida de que el mismísimo DIO habría querido cantar esta pegadiza canción si alguien se la hubiera ofrecido. La que sigue a ésta, “High And Low”, no tiene nada que envidiarle: una gran introducción a los teclados que recuerda a MASTERPLAN y una melodía vocal y un estribillo que podrían pertenecer a la época gloriosa de STRATOVARIUS; realmente pegadiza.

Parece que el armonioso y lento inicio de “Sealing My Fate” nos va a dar un respiro ante las dos bombas que acabamos de escuchar, pero nada más alejado de la realidad; lo que podría haber sido una bonita balada heavy acaba transformándose en un temazo de Heavy liderado por un potente riff y un estribillo con gancho.

Después de escuchar el trío de canciones que abren el debut de SERIOUS BLACK, mis prejuicios ya habían desaparecido completamente y ahora ya sólo quedaba dedicarse a disfrutar de lo que estos seis músicos han preparado con dedicación para nosotros.

Si te gusta KAMELOT, no puedes perderte “My Mystic Mind”, con una introducción contundente y un trabajo vocal reseñable; la balada que todo disco de Heavy Metal tiene la tenemos finalmente en la homónima “As Daylight Breaks”, en la que recrean una bonita y tranquila atmósfera; y, por último, voy a apuntar como una de mis favoritas “Setting Fire To The Earth”, que me ha atrapado en todos los sentidos, desde el ritmo hasta la melodía vocal, pasando por un acertadísimo riff.

Insisto en que podría señalar todas las canciones del álbum, puesto que resulta extraño, y triste a la vez, que a día de hoy aparezca un disco del que me gusten todos los temas y no tenga nada de relleno. SERIOUS BLACK han llegado, esperemos, para quedarse con un sonido llego de energía, buen rollo y que nos aleja un poco de la monotonía a la que nos tienen acostumbrados los famosos y decepcionantes súper-grupos. Con un poco de suerte, “As Daylight Breaks” es el primero de unos cuantos álbumes de SERIOUS BLACK.

Sensi Cuadrado

Madness Live!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here