Crítica de SPREAD EAGLE - Subway To The Stars

0
Spread Eagle Subway To The Stars

SPREAD EAGLE es una de tantas bandas de Hard Rock a las que el Grunge les estalló en la cara. Su álbum debut de 1990, "Spread Eagle", les hizo acariciar las mieles del éxito tanto de crítica como de público gracias a singles como "Scratch Like a Cat" y "Switchblade Serenade". Pero la Fortuna es una diosa caprichosa y apenas unos meses después, en 1991, NIRVANA lanzaban el ultra famosísimo "Nevermind". A partir de ahí la industria discográfica y las grandes audiencias solo tuvieron ojos para el Grunge. El segundo disco de SPREAD EAGLE, "Open to the public", vio la luz en 1993 y pasó prácticamente desapercibido entre trabajos como "Vs" de PEARL JAM, "Siamese Dream" de SMASHING PUMPKINS o "In Utero" de NIRVANA. Decepcionados por este panorama, los componentes de SPREAD EAGLE interpretan que los tiempos han cambiado, perciben que el viento no sopla a su favor y apuestan por una discreta retirada. Pero ya se sabe: los retiros definitivos en el Rock and Roll son como los tréboles de cuatro hojas: raros, infrecuentes y a menudos falsos. SPREAD EAGLE no fueron una excepción y en 2006 Ray West (cantante) y Rob de Luca (bajista) resucitan a la formación y -tras mucho pensárselo- en 2019 lanzan el tercer álbum del grupo: "Subway to the Stars".

¿Qué encontramos en "Subway to the Stars" el tercer y remolón álbum de SPREAD EAGLE? En ciertos aspectos, este trabajo entronca directamente con el Rock and Roll acelerado de sus discos de los noventa. El ejemplo más evidente en este sentido es "Speed of Sound", que no en vano fue elegido primer single del álbum. Otros cortes, como "Cut through" muestran esa faceta melódica y clásica de los neoyorquinos

SPREAD EAGLE regresan al panorama musical con un pesado "Subway to the Stars"

Pero estas canciones no son especialmente significativas del tono global de "Subway to the Stars". En términos generales, los SPREAD EAGLE del Siglo XXI suenan más graves y pesados. Han experimentado un cambio similar al de EUROPE con "Start from the dark". La canción que abre y da título al disco ("Subway to the Stars") se basa en unos riffs pesados e insistentes que suenan deudores de aquel disco con el que Joey Tempest y los suyos se alzaban de entre los muertos (discográficos). SPREAD EAGLE también actualizan su sonido de manera que podrían recordar a los últimos MÖTLEY CRÜE de "Saints of Los Angeles". Esto resulta especialmente evidente en la rockera "Grand Scam", que incluye incluso un interludio donde asoman influencias de SOUNDGARDEN.

Y no creas que este devaneo con el grupo del difunto Chris Cornell es algo aislado. SPREAD EAGLE se empeñan en sonar oscuros y pesados, de modo que los SOUNDGARDEN más clásicos proyectan su sombra en canciones como "29th of February" o "More Wolf Than Lamb". En esta última incluso se acercan a los primeros BLACK SABBATH. Este plan, sobre el papel y en la estricta teoría, debería resultar atractivo. Al menos a priori. El problema es que el resultado efectivo, la puesta en práctica, nos deja unos temas sin gancho, repetitivos y cansinos.

En lugar de resultar oscuros, tenebrosos o contundentes los temas de "Subway to the Stars" acaban por sonar reiterativos, grises, insulsos e incluso autoparódicos. "Little Serpentina", ejemplifica totalmente el fracaso de SPREAD EAGLE en esta vertiente. Su anodino, lánguido e infantil estribillo consigue ponerme incluso de mal humor.

En general, los SPREAD EAGLE más densos y oscuros eclipsan a los más melódicos y brillantes. Este "Metro a las estrellas" se queda en el recorrido subterráneo y no consigue despegar hacia el firmamento. Es cierto que incluso en su época clásica SPREAD EAGLE estaban más cerca de la contundencia de los SKID ROW más duros que del desenfado melódico de unos POISON o de los KISS ochenteros. Pero su "reinvención" y puesta al día no ha acabado de convencerme. Han abusado del barniz oscuro y supuestamente adulto. En vez de una suave capa de maquillaje han optado por la brocha gorda o peor aún por la escopeta (la maquilladora, que esto es una referencia a los Simpsons, no a Kurt Cobain). Y el resultado, por desgracia, es grotesco.


Discográfica: Frontiers

Más información sobre la banda en su página de Facebook.

Reseña Panorama
Nota
6.5
Compartir
Artículo anteriorANGEL WITCH: Vídeo de "Death From Andromeda"
Artículo siguientePOWERWOLF será cabeza de cartel del Leyendas del Rock 2020
Periodista, profesor y amante del Metal más clásico.
Madness Live!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here