THE BLACK DAHLIA MURDER – Everblack

0

Nunca he sido un gran fan de THE BLACK DAHLIA MURDER pero he de admitir que su discografía es correcta en líneas generales. Los de Michigan vuelven a la carga con “Everblack”, un disco que se deja oír y adquiere enteros con unas cuantas escuchas. Un álbum más creativo y cuyo resultado es favorable.

Este “Everblack” suena como viene sonando THE BLACK DAHLIA MURDER, pero trae consigo un cambio de integrantes que influye en el resultado final. Alan Cassidy reemplaza a Shannon Lucas en la batería y Max Lavelle (ex DESPISED ICON) a Bart Williams como bajista. Tanto el trabajo en los platillos como a las cuatro cuerdas, es satisfactorio y, personalmente, mejor que en su trabajo anterior, “Ritual”.

La única vez que he visto en directo al quinteto de Michigan en directo, fue como cabeza de cartel en el itinerante Bonecusher Fest de hará unos años donde además actuaban grupos como NECROPHOBIC, 3 INCHES OF BLOOD, CARNIFEX o THE FACELESS. Me sorprendió, cuando empezó su concierto, la cantidad de hardcoretas que había en el pit. Nunca he incluido a esta banda dentro del saco core pero sus aficionados sí que lo hacen. Su música destella un Death Melódico de nueva era, con mejores o peores resultado, pero al fin y al cabo Metal.

El disco empieza con la potente y rápida “In Hell Is Where She Waits For Me” la cual hace de buena introducción a este “Everblack”, un álbum de espíritu combativo que se prolonga durante los casi 45 minutos, repartido en diez temas, que dura el trabajo.


Vídeo de “Goat Of Departure”

“Into The Everblack” es uno de los temas mejor elaborados del disco. Sobresale, entre otros aspectos, en el apartado vocal. El juego de voces de Trevor Strnad une su peculiar forma de cantar (imagino que homenaje a CARCASS) a unas voces propias de un grupo de Death Metal puro, acompañadas por un emotivo y melancólico solo de guitarra y sonido Groove que acompaña el tema de principio a fin. “Raped In Hatred By Vines Of Thorn”, inspirada por la película “Posesión Infernal” (“Evil Dead”), cuenta con un estribillo muy pegadizo y melódico que junto a la potente “Control” y la groovie “Blood Mine”, demuestra una vez más que esta banda bebe y evoluciona del sonido de Gotemburgo.

En el resultado final cabe destacar dos temas: “Goat Of Departure” y “Every Rope A Noose”, con un fresco ramalazo a Black Metal, al que la banda da rienda suelta a la hora de componer. Dicha creatividad  se nota también en el uso de teclados en varios temas. Aunque no sea partidario de su uso, el producto es aprovechable como ocurre en el cierre de “Naps Of Scars”, donde el sonido de los teclados se une al resto de instrumentos disolviéndose hasta el silencio perpetuo.

La machacona “Phantom Limb Masturbation” y la oscura “Their Beloved Absentee” completan un disco melódico que, sin duda, a los fans de THE BLACK DAHLIA MURDER les parecerá una joya en bruto. La verdad es que desde “Nocturnal” no ha sacado algo con una melodía tan marcada.

En líneas generales, “Everblack” es un disco sólido, con una evolución agresiva con respecto a su obra anterior. THE BLACK DAHLIA MURDER no tiene una discografía excelsa ni maravillosa, tienen buenos trabajos y con eso es suficiente para que hacerse un nombre dentro de la escena metalera.

 

Ignacio Martín

Madness Live!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here