Crítica de TREAT - Tunguska

0
Treat - Tunguska

Tras el apocalíptico nombre de "Tunguska" se esconde el nuevo trabajo de los legendarios hard rockeros melódicos suecos TREAT.

Felizmente retornados en 2006 después de trece años de parón, la banda parece haber encontrado su lugar en la escena AOR europea y lleva publicados ya unos cuantos discos de gran calidad que hacen justicia a un grupo injustamente tratado por la historia.

La variedad prima en "Tunguska"

En términos generales "Tunguska" es un disco más variado y diverso que sus predecesores, aunque la banda ha sabido actualizar su sonido clásico de discos como el aclamado “Dreamhunter” para dotarlo de un sonido más recio y contemporáneo. Como sus eternos “rivales” suecos EUROPE, TREAT ha evolucionado sacando a la luz sus raíces más clásicas y el sonido que les influyó en su adolescencia.

Esto se aprecia ya en el corte de apertura, “Progenitors”, un tema perfecto para abrir sus conciertos: rápido, directo y fastuoso melódicamente hablando, el tema está dotado de un ritmo cabalgante, guitarras cortantes y un estribillo memorable. Gran arranque para un disco que firma la formación clásica de la banda retornada casi en su totalidad. Excelente el estado de voz de Robert Emlund así como excelente también la guitarra solista de Anders “Gary” Wikström, que conserva un estilo melódico y clásico muy adecuado para el Hard AOR que practican.

“Always Have, Always Will” rezuma clasicismo hard rockero de acento netamente europeo y se postula como el tema más accesible y comercial del disco merced a su riff infeccioso, su ritmo entrecortado y, sobre todo, a un estribillo de esos que se te quedan grabados en la memoria. En “Best of Enemies” la banda saca a relucir su lado más agresivo demostrando que el paso del tiempo no ha oxidado sus engranajes. Más aún, podría decirse que el paso del tiempo le ha sentado bien a la voz de Emlund, un cantante que en sus comienzos tenía una voz algo limitada, pero que ahora exhibe un músculo y una fuerza impensable hace treinta años. El tema combina con acierto los acerados riffs de Wikström con un coro bombástico perfecto para el directo.

Como mandan los cánones del AOR clásico llega el momento de la calma después de varios temas de meneo rockero y en el caso de "Tunguska" ese momento lo pone “Rose of Jericho”, un tema adornado con bonitas orquestaciones, teclados épicos y guitarras entrecortadas que dan a la canción un aire oriental que se remata con los brillantes solos de un Anders Wikström muy en forma. Tras la breve pausa en el camino volvemos a recuperar el pulso con “Heartmath City”, un corte a medio tiempo que va creciendo poco a poco hasta desembocar en un estribillo pegadizo marca de la casa. La banda ha recuperado fórmulas clásicas en sus composiciones y la verdad es que lo hacen francamente bien. Con un poco más de velocidad nos sale al paso “Creeps”, un corte de melodía nórdica en sus guitarras y voces muy bien matizadas. Hay que destacar la solidez rítmica de una banda que, pese a practicar un estilo muy melódico, nunca ha descuidado sus cimientos rítmicos y eso es gracias al talento de Jamie Borger a la batería y del más recientemente incorporado a la banda Pontus Egberg, que suena con cuerpo y profundidad a lo largo de todo el tema.

 

En el ecuador de “Tunguska” nos encontramos con el tema que la banda ha elegido como single y del que también han hecho un videoclip. Se trata de “Bound to Love”, un corte de clásico AOR europeo con guitarras brillantes y un estribillo verdaderamente memorable. Es sin duda una de las mejores composiciones del disco en la que, además, juega un notable papel el teclado de Patrick “Green” Applegren llenando de diferentes texturas un tema que se pasa como un rayo y que te deja con ganas de más. “Man Overboard” es un medio tiempo de tintes épicos en el que podemos disfrutar de dos solos de teclado y de guitarra verdaderamente notables que demuestran que la banda se encuentra en un gran momento de forma.

Ciertos aires a los DOKKEN más clásicos adornan el arranque de “Riptide”, un corte enérgico que recuerda claramente a los actuales EUROPE en cuanto a la dureza de los riffs aunque hay reconocer que en lo que a estribillos pegadizos TREAT ganan la partida a sus paisanos escandinavos. No hay un solo coro, un solo puente o un solo estribillo en "Tunguska" que no sea realmente notable. Gran trabajo una vez más de Applegren a los teclados y vibrante el solo de guitarra de Wikström, un guitarrista de corte clásico y depurada técnica. El final del tema es de una notable construcción melódica logrando un clímax más que emocionante.

Abordando la recta final de "Tunguska" la banda tira de repertorio clásico y saca a la palestra un piano melancólico sobre el que brilla la expresiva voz de Emlund. “Tomorrow Never Comes” se contruye sobre el piano y los teclados de Appegren, uno de los triunfadores de este magnífico disco. El solo de Wikström es, una vez más, técnico y lleno de sentimiento. Muy destacables también son las voces en el estribillo, construidas a base de sucesivas  pistas que lo dotan de un carácter monumental. Tras la balada toca sacudir la cabeza de nuevo y “All Bets Are Off” nos permite hacerlo con energía gracias al sólido riff de guitarra y a un ritmo sólido y contundente.

TREAT ofrece melodía y caña

TREAT demuestra en temas como estos que no ha perdido un ápice de fuerza y que, pese a que sus músicos son capaces de almibarar sus partituras con temas de bella factura, también saben meter caña cuando la ocasión lo merece. El duelo de teclado y guitarra recuerda a bandas más clásicas aún como RAINBOW y el final del tema desemboca en un crescendo electrizante en el que el estribillo nos taladra sin compasión. El broche final del disco lo pone “Undefeated”, una canción directa y sólida, perfecta para cerrar un disco que ha cumplido con todas nuestras expectativas.

TREAT ha vuelto para quedarse y con cada nuevo disco demuestra estar en un estado de forma envidiable. Estoy seguro que los temas de "Tunguska" tienen que sonar tremendos en directo. Tendremos ocasión de descubrirlo en los conciertos que los suecos ofrecerán en marzo.


 

Discográfica: Frontiers Records

Más sobre TREAT en su página de Facebook.

Reseña Panorama
Nota
8
Compartir
Artículo anteriorChris Fehn, percusionista de SLIPKNOT, demanda a su banda
Artículo siguienteHELLYEAH estrena el vídeo de "333", tema de su último disco con Vinnie Paul
Desde los 15 años enredo con las letras y las palabras para intentar describir la inmensa sensación de felicidad que me provoca el Rock. He hecho radio, fanzines en papel (sí, viejuno que es uno...) y desde hace unos años colaboro en esta apasionante aventura llamada HELLPRESS. El Hard Rock y el Heavy Metal clásico son mis pasiones aunque también me emociona el Progresivo y algunos sonidos extremos. Desde hace tres años canto en Electric Funeral-Black Sabbath Tribute y ahora también en Black Mamba. La Música es el Latido del Universo.
Madness Live!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here