VANISHING POINT - Distant Is The Sun

0

Tras una notable renovación en sus filas y con 7 años de por medio con respecto a su anterior obra, “The Fourth Season”, los australianos VANISHING POINT regresan a la actualidad metalera con “Distant Is The Sun”, un álbum plagado de melodías y estribillos pegadizos que hará las delicias de los seguidores del Power Metal con toques sinfónicos, y que además deja un poco de lado la vertiente más progresiva de la banda.

La sólida voz de Silvio Massaro preside casi todas las canciones que componen el disco. Repleto de elegancia y técnica, sólo se le puede achacar no alcanzar más intensidad en algunos pasajes que ciertamente lo reclaman, pero es un detalle menor en comparación con el magnífico resultado conseguido globalmente. En un estilo que siempre ha usado (y abusado de) las voces agudas como referente principal, es ciertamente de agradecer que algunos apuesten por la mesura y el buen hacer por encima de todas las cosas.

Y es que no solo en el trabajo vocal se cimenta éste “Distant Is The Sun”, las melodías de guitarra aúnan la elegancia del Metal más melódico con el espíritu más añejo y clásico del Power. Los arreglos orquestales, lejos de perderse en la maraña imposible e improbable que algunos puntales del género han tejido a lo largo de su trayectoria, aportan el toque justo de suavidad que la canción requiere en cada momento, la atmósfera que envuelve ese pasaje más tranquilo, o aquel más dramático. En resumen, todo suena en su sitio, nada chirría y es un verdadero placer dejar pasar las canciones en nuestro reproductor.

¿Cómo es posible entonces que éste disco no sea uno de los lanzamientos del año? por una simple razón, y es que le faltan esos 2 ó 3 temas memorables que uno recuerda durante meses y no para de tararear ni durmiendo. Absolutamente todos los temas de “Distant is The Sun” son aprovechables e incluso algunos como “Era Zero”, “Circle Of Fire” o la homónima “Distant Is The Sun” resultan destacables especialmente. Además, la curiosidad que me creó ver un corte llamado “Let The River Run”, pensando que era una versión del archiconocido tema de Carly Simon (no lo es, tristemente, porque siempre me ha parecido un tema muy metalizable) hizo que finalmente acabara siendo  otra canción a mencionar por encima del resto. Como colofón, el cierre con la instrumental “April” es más que acertado, suponiendo un perfecto broche de elegancia para el conjunto del disco.

“Distant Is The Sun” es en resumen un gran trabajo al que solo le sobra algo de minutaje y le faltan un par de temas “históricos” para obtener un sobresaliente incontestable, pero nos hemos quedado al borde de la proeza. En cualquier caso, estamos de enhorabuena porque VANISHING POINT ha vuelto por la puerta grande.

 

R. Caspárez

Madness Live!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here