Crítica de THE GREAT WOUND - Voices Of Regret

0

THE GREAT WOUND es la nueva banda de dos viejos conocidos de la escena, Tristán Íñiguez de DARKNESS BY OATH y Ekaitz Garmendia de LEGEN BELTZA. Los dos grupos vascos ya no existen, pero estos músicos no se rinden y siguen creyendo en la música y cultivándola para este proyecto, cuyo primer paso se titula “Voices Of Regret”.

THE GREAT WOUND no es Death Metal Melódico al estilo de AT THE GATES de DARKNESS BY OATH, ni el Thrash zapatillero de LEGEN BELTZA, aunque hay inevitables ecos. Esta banda -o dúo, por el momento, ya que entre Tristán y Ekaitz se reparten todas las labores- está orientada al Metal Extremo en un sentido muy amplio, con bases en el Death y Black y con un gusto por la espectacularidad que será bien recibido.

“Voices Of Regret” aglutina diez canciones diversas, quizá con la mira un tanto dispersa, pero que sin duda proporcionan un grato entretenimiento. Principalmente encontraremos temas rápidos con toques de DISSECTION, HYPOCRISY, BEHEMOTH… Sin ir más lejos, “Substract The Light”, el primer tema, es trepidante, Death Metal en la onda de los HYPOCRISY más rápidos, y con partes algo más heavy metaleras y guitarras a lo Jon Nödtveidt. Los sutiles teclados de esta pista ganan enjundia en “The Shadows Behind Us”, brutal corte con guitarras terroríficas y elementos de Black Metal Melódico, a caballo entre los DIMMU BORGIR intermedios y NAGLFAR, aunque tampoco hace ascos a la faceta más peliculera de la primera banda, en un momento épico que aparece a mitad del tema y que también recuerda a algunas líneas vocales de Nergal de BEHEMOTH.

“The Scarecrow” lo tildaría de “divertido” por sus dinámicos guitarreos, si bien muy pronto adquiere gravedad, y cuenta con un curioso estribillo melódico casi coreable. Con “Uncanny Valley” vuelve a la agresión, mientras que “Unpredictable Mass” y sus cambios de ritmo se cuecen a fuego lento, con melodías y riffs más DISSECTION. Después del esotérico corte instrumental “Look Beyond What You See”, encaramos la recta final con cuatro temas. “Defiance Of Existence”, una especie de crossover entre BEHEMOTH y el Black Metal más melódico; “The Darkest Sun”, más desabrida; “Cultures Of The Past”, y el cierre de “Temple Of Wrath” al más puro estilo banda sonora, aunque no habría estado de más un puñetazo sobre la mesa para despedirse por todo lo alto.

La andadura de THE GREAT WOUND no podía empezar con mejor pie. Tristán y Ekaitz tienen ideas para dar y tomar y seguir adelante con el grupo. Aunque su idea sea no salir del estudio, merecerá la pena escuchar sus próximas empresas.

 

Enrique Herrero

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí