Crónica de CULT OF LUNA y OBSIDIAN KINGDOM en Madrid

0

En un mes de enero con algún directo menos que en años pasados, sin duda, una de las descargas más esperadas, al menos por el sector más aficionado a los sonidos “post”, era la de los suecos CULT OF LUNA que rompían casi cinco años de silencio discográfico con “Vertikal”, un trabajo que les vuelve a poner en el candelero con su peculiar mezcla de elementos Sludge, con los atmosféricos o los progresivos, y el Post Hardcore.

Parece que para este tipo de conciertos no existe la crisis y el público de este estilo no suele fallar a la cita con sus grupos. Este caso no fue una excepción y, si bien no hubo sold out, sí que la sala presentó un aspecto más que digno para tratarse de un día laborable (y más viendo el panorama que se ve en muchos conciertos cada vez con mayor frecuencia) ya incluso cuando los barceloneses OBSIDIAN KINGDOM saltaron a las tablas entre los aplausos de sus incondicionales, que los había.

obsidian-kingdom-1-madrid-2013

Desde que “Mantiis- An Agony In Fourteen Bites”, el primer disco larga duración del quinteto, cayó en mí poder ha sonado con asiduidad en mi reproductor y se ha revelado como uno de los discos más interesantes que he escuchado de un grupo patrio (y también de fuera, por qué no decirlo) en bastante tiempo. Es un disco complejo, con infinidad de matices, conceptual y que toca numerosos “palos” sin que el resultado final suene a “pastiche” ni nada parecido, sino más bien con una estructura y una coherencia total. Por ello, tenía mucha curiosidad en comprobar si eran capaces de recrear las atmósferas y el sentimiento del disco en directo. Pues bien, en mi opinión, han pasado la prueba con sobresaliente.

obsidian-kingdom-2-madrid-2013

Como no podía ser de otro modo, interpretaron “Mantiis” en su totalidad, y es que una obra como esa no puede ser concebida por partes, sino como un todo en el que cada una de las catorce canciones que lo componen no tiene sentido en si misma sino que es un elemento más que aporta su granito de arena al conjunto. Así, con la oscuridad como protagonista sonaron los primeros acordes de “Not Yet Five”, la instrumental que abre el disco y nos introduce en el universo de OBSIDIAN KINGDOM.

obsidian-kingdom-3-madrid-2013

A partir de aquí, cincuenta minutos sin que una sola palabra interrumpiera el ritmo del concierto ni la atmósfera creada por el grupo en lo que a mí me pareció más una performance que un concierto al uso, idea reforzada por las proyecciones que utilizaron para acompañar cada composición y que, en una sala como Caracol, quedaron de lujo.

Pasaron con una facilidad pasmosa de los pasajes acústicos y las voces limpias de “Oncoming Dark” a la brutalidad de “Cinnamon Balls”, vía “Through The Glass” para volver a calmar “las aguas” con la lenta instrumental “The Nurse” y “Answers Revealing”, donde el dúo de voces del guitarrista Rider G. Omega y el teclista Zero Emeour Igdrassil sonó con un sentimiento tremendo.

La monotonía no tiene sentido en este grupo y, de una forma más que lógica, volvieron a elevar la intensidad para desembocar en “Last Of Light” que, en mi opinión, recoge la esencia del trabajo y posee todos los elementos que podemos encontrar en el disco. Una pasada de tema de principio a fin que les quedó perfecta.

obsidian-kingdom-1-madrid-2013

“Gentle To Mention” volvió a relajar los ánimos, en esa alternancia de suavidad y crudeza particular que fue la descarga de los catalanes, que se elevaron con el inicio de “Awake Until Dawn” y que se apaciguaron en su final. Es sorprendente lo bien que juegan con las partes de teclado para recrear esos pasajes que sirvieron de interludio instrumental a la traca final de su concierto compuesta por el medio tiempo plagado de guturales “Endless Wall”, la atmosférica “Fingers In Anguish” y “Ball Room”, con su alternancia de voces limpias y duras.

La guinda al pastel sonoro que ofrecieron la puso “And Then It Was”, para completar una actuación soberbia que seguro no dejó indiferente a nadie y dejó claro que, de seguir en esta línea, serán uno de los grupos más a tener en cuenta en el panorama nacional. Magníficos.

El listón dejado por OBSIDIAN KINGDOM quedó muy alto esperando a ver si CULT OF LUNA lo superaba y, para mí, no lo hicieron a pesar de que dieron un concierto más que correcto que comenzó con la intro de su último trabajo, “The One”, mientras el grupo permanecía estático y a oscuras sobre el escenario y el telón se iba abriendo.

cult-of-luna-2-madrid-2013

El estudiado juego de luces, que apenas permitía ver el rostro a los miembros del grupo, y el continuo humo fue la tónica de su descarga impidiendo hacer a los fotógrafos con facilidad su trabajo, complicado aún más por el hecho de permitirse sólo hacer fotos durante el primer tema que, como no podía ser de otra manera, fue “I: The Weapon”, que también sirve para abrir “Vertikal”.

cult-of-luna-3-madrid-2013

Con tan sólo cinco días transcurridos desde la salida a la venta de su última entrega, este fue el protagonista absoluto del concierto y, aunque era el motivo de la gira, su excesiva presencia en el repertorio dejó fuera cualquier tema de sus tres primeros trabajos, siendo especialmente sangrante para sus fans que no tocaran “Adrift”, como se escuchaba a la salida del concierto.

cult-of-luna-4-madrid-2013

De hecho, tan sólo tres composiciones ajenas al último trabajo tuvieron cabida. “Ghost Trial” y “Owlwood” de “Eternal Kingdom” y “Finland”, de su aclamado “Somewhere Along The Highway” que, sin duda, fue uno de los momentos álgidos para todos y recibió una de las mejores respuestas de la noche por parte de un público que estuvo absorto la mayor parte del tiempo deleitándose con los enrevesados pasajes y las hipnóticas melodías del septeto de Umea.

cult-of-luna-5-madrid-2013

Y es que CULT OF LUNA no es una banda para nada convencional. Ya sólo el hecho de tener tres guitarristas (aunque Persson y Olofsson doblen su sonido en multitud de momentos y no aporte demasiado la tercera guitarra) y dos baterías, aunque me pareció ver que la de Magnus Lindberg no estaba completa y sólo tenía algunos elementos a pesar de que doblaba en ocasiones a la de Thomas Hedlund, además del bajo y los samplers y sintetizadores cortesía de Anders Teglund, les hace diferenciarse de bandas del estilo.

En el apartado vocal, y me refiero exclusivamente a la interpretación de los temas ya que no dijeron ni una sola palabra tampoco ellos entre canción y canción más que un escueto “gracias” en los compases finales del concierto, he de decir que la marcha de Klas Rydberg ha sido asumida con solvencia y bastante naturalidad por Johannes Persson de manera que apenas se echó en falta su baja llevando este último el peso vocal casi todo el concierto. Tan sólo en momentos puntuales y, sobre todo, en la obra que puso el punto y final, “In Awe Of”, Fredik Khilberg asumió cierto protagonismo con sus voces limpias y he de decir que, los momentos de sus partes vocales, fueron las que más me aburrieron con diferencia.

cult-of-luna-6-madrid-2013

“Mute Departure” fue el tema donde más se dejó ver la aportación de los samplers de Anders así como en los oscuros compases iniciales y hacía la mitad de la larguísima “Vicarious Redemption”, cuyos casi 19 minutos son una buena muestra de lo que ofrece CULT OF LUNA en 2013 y en la que tienen cabida todos los elementos que incluyen en su música a día de hoy.

La última referencia a temas de otros trabajos fue “Owlwood”, que dio paso a, sorprendentemente, otros dos temas de “Vertikal” como fueron “Passing Through” y “In Awe Of”, separados por el interludio instrumental “Disharmonia”, y que se hicieron bastante cuesta arriba, sobre todo “In Awe Of”, como ya he comentado fundamentalmente por las partes lentas interpretadas por Fredik. Con ella se marcharon, tan en silencio como habían aparecido, tras noventa minutos de actuación que gustó a la mayoría y dejó con una sensación agridulce a sus más fieles seguidores por la ausencia de algún tema de su primera época. Yo, sin duda, me quedo con el concierto ofrecido por OBSIDIAN KINGDOM que, directamente, me volaron la cabeza.

 

Crónica y fotos: David Ortego

Madness Live!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here