"Pro Xristou" de ROTTING CHRIST, el disco homenaje a los últimos reyes paganos

Pro Xistoy, nuevo disco de Rotting Christ
Pro Xistoy, nuevo disco de Rotting Christ

“Pro Xristou”, sin cambios en la fórmula, para lo bueno y para lo malo

Todo va a depender, en esencia, de qué pienses de la actual etapa de ROTTING CHRIST. La que podríamos enmarcar en la última década y pico, a partir de “Kata Ton Daimona Eaytoy” y a través de “Rituals”, “The Heretics” y ya también este nuevo “Pro Xristou”, el decimocuarto disco en un estudio de una de las más venerables leyendas del Metal Extremo europeo.

Ya menos extremo, claro: por eso todo depende de qué pienses del sonido en el que el grupo de Atenas, de ese barrio de Exarchia que era en tiempos un maremágnum de activismo político muy inclinado hacia la izquierda, anda metido en este tramo de una carrera que ya supera los 35 años. Porque esto es lo que hay, al menos ahora mismo. Y esto es lo que podemos esperar de los hermanos Tolis, el infaltable Themis (batería) y el ilustre Sakis (voz, guitarra… y todo lo demás), el jefe.

Si te gustaron los discos anteriores, te gustará este. De hecho, hay una nueva hornada de seguidores jóvenes a los que, en los conciertos, se ve disfrutar muchísimo de unas canciones que son mayoría en los setlists que maneja últimamente un grupo con demasiado material y demasiado camino hecho (porque nunca ha parado de trabajar) como para abandonarse a la simple nostalgia de aquellos tiempos que, inevitablemente, la bolsa de seguidores de larguísimo recorrido seguimos considerando los mejores.


Pero estamos en 2024, y esto es ROTTING CHRIST ahora: Metal mucho más accesible, épico, de atmósferas grandiosas y casi sinfónicas y casi ninguna conexión con el Black Metal más allá de pellizcos heredados de su idiosincrática forma de hacer las cosas (tan reconocible) y con texturas entre lo gótico, lo melódico y lo clásico. Terrenos que tantean unas posibilidades orquestales que un disco como “Pro Xristou” (en castellano, antes de Cristo) podría haber explorado más a fondo.

El grupo griego de Black Metal Rotting Christ
Rotting Christ

ROTTING CHRIST, haciendo historia

ROTTING CHRIST siempre será el padre fundador del Hellenic Black Metal, una veta única de un estilo único. Siempre estará vinculado a aquellos inicios en los que evolucionó del Grindcore más combativo y se vinculó a la escena noruega. Sus conexiones con el Inner Circle, su relación con Euronymous y MAYHEM, su propio apartado en aquel número 463 de Kerrang (marzo de 1993) que le contó al mundo, con sobredosis de sensacionalismo, lo que estaba pasando en Noruega; La revista británica recalcaba que estos músicos griegos se consideraban “reptiles humanos malditos” justo cuando, la bola no paraba de crecer, ROTTING CHRIST se estaba embarcando junto a IMMORTAL y BLASPHEMY en unas de las giras más trascendentales de la historia del Black Metal, el Fuck Christ Tour de 1993.

Todo eso es historia, y de la buena, de nuestra música. También los años en los que las modas arrinconaron a un grupo que podría haber sido muy grande, que evolucionó su sonido por caminos mucho más góticos y ambientales y usó formas menos agresivas de su inconfundible logo sin renunciar nunca a su nombre, una fuente de problemas y una garantía de que jamás serían mainstream… ni amigos de la (en su tierra) todopoderosa iglesia ortodoxa griega. Ni, claro, de algunos devenidos en meapilas de primera como Dave Mustaine. Ahora, ROTTING CHRIST es un grupo cómodamente sentado en su trono, que ya no tiene que pelear por defender su estatus ni aspira a ir más allá. En un ciclo siempre perfectamente profesional de grabaciones y giras permanentes, sus nuevos discos mantienen el motor en marcha y, así, al grupo en movimiento. En ese sentido, son impecables. Lo que pienses de ellos… , depende de ti. Porque, te guste más o menos, lo que no podrás es fingir sorpresa.


Reyes paganos

Pro Xristou” es un recorrido por la historia de los últimos reyes y referentes paganos, los que eligieron caer sin plegarse al puño de hierro del cristianismo. Un concepto heroico y ancestral que encaja como un guante en esa versión épica y melódica en la que Sakis Tolis tiene ahora instalado al que siempre ha sido su grupo. Este disco escarba en un pasado orgulloso que da la espalda al pensamiento dominante; deja pinceladas (no es que las letras vayan mucho más allá), migas de pan a partir de las que seguir el rastro de los que se opusieron, los que defendieron su visión del mundo. Así, ROTTING CHRIST vuelve a recorrer tiempo y espacio, historia y caminos, a través de tradiciones que arrancan en la suya, milenaria y mediterránea.

La música es un vehículo perfectamente refinado, con un sonido pletórico (produce Sakis pero meten mano gurús como Jens Borgen y Tony Lidgren) y un estilo compositivo inconfundible y que genera sin esfuerzo aparente atmósferas envolventes, pasajes evocadores y tramos que huelen a noche y batalla. Sin ninguna complicación que vaya más allá de riffs simples y melódicos, dobles bombos sólidos, solos emocionales, coros grandilocuentes, capas apropiadas de teclados y una voz que asume rol de narradora… Si has escuchado los últimos discos de ROTTING CHRIST, has escuchado este.

Eso, claro, es bueno y malo. Es bueno porque se recibe lo que parece lógico esperar, en este momento y a estas alturas. Porque hay que reconocer el valor de lo que hace ROTTING CHRIST después de casi cuatro décadas de historia y porque, insisto, habrá a quien le resulten arrebatadoras estas nuevas composiciones. Sus coros pegadizos, sus riffs accesibles, sus ritmos básicos y con pellizcos rituales… una fórmula ya suficientemente probada. Y es malo porque es innegable que “Pro Xristou” resulta repetitivo después de varias escuchas y si se consume del tirón. Hay momentos en los que le alcanza la monotonía y se puede discutir hasta qué punto Tolis compone con el piloto automático entre recuerdos obvios a cosas que ya hemos escuchado antes.

En mitad del camino, como admirador de la trayectoria del grupo y amante incondicional de muchos de sus discos, este me produce un efecto templado en el promedio de sus momentos más álgidos y los menos inspirados. No se trata de esperar a los ROTTING CHRIST de los viejos tiempos, ni siquiera a los de “Theogonia” o “Aealo”. Pero sí hay, al menos, puentes a las texturas góticas del tramo intermedio de su historia. Y, una buena sorpresa, cuando escuché el bonus “Primal Resurrection” me sorprendió la conexión obvia con un viejo himno como “King Of A Stellar War”.


Hay un puñado de canciones que me gustan mucho, pero otras no me invitan a volver a ellas, y eso incluye un single bastante celebrado como “Like Father, Like Son”. Hay composiciones que se quedan, por jugar tan a la defensiva, a mitad de camino, que podrían haber tenido más personalidad y significación (“La Lettera Del Diavolo”). Y hay al menos un par que acaban sepultadas por lo mejor del disco, el excelente lote que para mí comandan los coros grandiosos de “The Apostate”, el aire gótico de “The Sixth Day”, la rotundidad de “Pix Lax Dax”, el agradable toque misterioso (no mucho más) de “Pretty World, Pretty Dies” o la llamada a armas final de la hímnica “Saoirse”.

“Pro Xristou”, un buen álbum que se queda algo corto

Todo tiene un acabado impecable, incluida una portada que encaja como un guante con la música y que toma prestada la “Destrucción”, una de las cinco pinturas en las que Thomas Cole dividió, en el siglo XIX, su serie “La Vida del Imperio”. La profesionalidad y ese mimo que bordea la excelencia en todas las aristas del producto están garantizados en la marca ROTTING CHRIST. Pero eso no evita que crea que un poco más de ambición podría haber hecho maravillas por el resultado final y por algunas de las ideas que despuntan en un “Pro Xristou” que es un buen disco pero que no quedará, al menos para mí, como uno de los mejores en la magnífica trayectoria de un grupo legendario.


Conciertos de ROTTING CHRIST, BORKNAGAR y SETH en España

  • Martes 15 de octubre de 2024  - Villava, Navarra (sala Totem)
    Entradas anticipadas: 30 euros. Entrada en taquilla: 35 euros.
  • Miércoles 16 de octubre de 2024 - Ponferrada (La Vaca)
    Entradas anticipadas: 30 euros. Entrada en taquilla: 35 euros.
  • Sábado 19 de octubre de 2024 Madrid (sala Changó)
    Entradas anticipadas: 30 euros. Entrada en taquilla: 35 euros.
  • Domingo 20 de octubre de 2024 - Sevilla (sala Custom)
    Entradas anticipadas: 30 euros. Entrada en taquilla: 35 euros.
  • Martes 22 de octubre de 2024 - Murcia (Garaje Beat)
    Entradas anticipadas: 30 euros. Entrada en taquilla: 35 euros.
  • Miércoles 23 de octubre de 2024 - Barcelona (sala Salamandra)
    Entradas anticipadas: 30 euros. Entrada en taquilla: 35 euros.

Entradas a la venta en la web de Madness Live.

Más información sobre ROTTING CHRIST en su web oficial.

Sigue a HELLPRESS en Whatsapp para más noticias.

Reseña
Nota
6,5
Artículo anteriorCrítica de "Chasing Euphoria" de LUTHARO, su brutal nuevo disco
Artículo siguienteCRISIX se suma a Barcelona Rock Fest 2024 ante la caída de una veterana banda
De la vieja guardia a base de cumplir años, y ya van suficientes como para que cumplirlos sea una putada. Me gano la vida escribiendo y llevo más de un cuarto de siglo escuchando Metal. La gran constante de una vida que me paso intentando cumplir aquello de que hay que ser de los buenos porque ya hay demasiados de los malos en el mundo.
pro-xristou-rotting-christ-disco-reyes-paganosROTTING CHRIST no se mueve ni un palmo de su fórmula musical de los últimos años. Eso explica, seguramente, lo bueno y lo malo que tiene este decimocuarto disco de estudio de un grupo legendario.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí