NASHVILLE PUSSY: Entrevista a Ruyter Suys

0

Horas antes de una nueva lección de lo que un concierto de Rock debe ser, tuvimos la oportunidad de poder charlar unos minutos con la enérgica Ruyter Suys de NASHVILLE PUSSY, uno de los pilares sobre los que se sostiene el grupo de Atlanta, que nos contó muchas cosas interesantes sobre su grupo, los proyectos de su compañero, dentro y fuera del escenario, Blaine Cartwright y curiosidades y anécdotas delirantes de una banda que tiene el escenario como segundo hogar mientras se mantiene fiel a sus raíces. Esto fue lo que nos contó, sin pelos en la lengua, la simpática guitarrista durante la amena y larga charla que tuvimos con ella.

 

¡Hola Ruyter! ¿Qué tal estás tras un largo día de entrevistas? ¿Cómo está yendo el tour de presentación de “Up The Dosage”?
Hola, pues lo cierto es que estoy bastante cansada, pero espero poder tomarme un pequeño respiro y descansar antes de que empiece el concierto (risas). La verdad es que el tour está yendo jodidamente bien. Hemos vendido todas las entradas para varios conciertos y nos están llevando a sitios más grandes que en giras pasadas. Esto no sólo ha pasado en Madrid, ha sido algo general en el resto de ciudades y estamos muy contentos por ello.

Cuatro años es mucho tiempo entre vuestro último disco y el nuevo “Up The Dosage”. ¿Qué habéis estado haciendo? Además de girar…
Girar, girar y después… ¡volver a girar! (risas) Blaine ha estado muy ocupado durante este tiempo. Después de nuestro último tour nos tomamos un pequeño descanso y Blaine retomó su vieja banda Nine Pound Hammer, grabó un disco y salió a la carretera con él. Luego grabó el primer disco de KENTUCKY BRIDGEBURNERS y volvió a salir de gira para presentarlo e, incluso, ha formado otra banda que no ha llegado a editar ningún disco aún pero con la que ha hecho algunos conciertos en Nashville.
En mi caso me uní a un grupo de Metal llamado DICK DELICIOUS AND THE TASTY TESTICLES, grabé un disco con ellos y salí de gira. Como ves, hemos grabado un disco al año (risas).

Vaya, si que habéis estado ocupados…
Sí, pero cuando estamos inactivos nos aburrimos mucho así que, ¿qué vamos a hacer? Pues salir y tocar música.

¿Qué os ha aportado este periodo de tiempo sin componer para NASHVILLE PUSSY a la hora de grabar el nuevo disco?
Bien, estar liados con tantos proyectos lo que ha conseguido es que estemos “hambrientos” de hacer un nuevo disco como NASHVILLE PUSSY por lo que, cuando nos juntamos y nos pusimos a ello, fue una tarea realmente sencilla. El disco salió prácticamente solo, muy fácil. Fíjate si fue fácil que compusimos todo el disco en dos semanas y en el estudio no hubo discusiones, todo fue muy sencillo y se notó toda la energía que teníamos a la hora de grabar. Ha sido muy fácil pero nos ha llevado cinco años que fuera todo tan fácil (risas)

En “Up The Dosage”, como en otros discos de vuestra carrera encontramos, obviamente, canciones de Rock, pero también podemos encontrar Rockabilly, canciones sureñas o, incluso, canciones con aire Country que, imagino, forman parte de vuestras influencias. ¿Qué opinas de cantantes de “country outlaw” como Hank III o Bob Wayne, con los que incluso habéis compartido escenario?
Me encantan esos tipos. Como comentas hemos compartido escenario con ellos y, en el caso de Hank III, hicimos un par de giras con él. Pasamos grandes momentos con ellos y con toda su “crew”. De hecho el guitarrista de Hank III ha colaborado con nosotros. Pero no sé qué demonios está haciendo ahora mismo porque es una persona completamente impredecible y que no sigue ninguna regla. Es un rebelde del country (risas).

nasville_pussy_up_the_dosage

Hace un par de años lo vi en el festival Hellfest y, digamos que su concierto fue toda una experiencia…
Todo depende del momento en el que le veas porque sus conciertos varían muchísimo de un año para otro. Ahora mismo ni idea de en qué consisten. Lo mismo se pasa dos horas detrás de una máquina y proyecta vídeos, o quiere salir con una banda al lado, o tocar él solo, o yo qué sé (risas). Es totalmente inclasificable.

Ahora tenéis una nueva bajista en vuestras filas, Bonnie Buitrago. ¿Qué pasó con Karen? ¿Piensas que tenéis una especie de “maldición con las bajistas? Bonnie es ya la quinta…
Si, ya es una tradición en NASHVILLE PUSSY (risas). Karen tuvo un problema en el cuello y ha necesitado cirugía incluso porque le tuvieron que poner una placa de metal. Fue algo serio y no puede hacer “headbanging” nunca más debido a ese problema. Ella ahora está bien y puede tocar el bajo pero no salir de gira y todo lo que implica. Ha sido duro.

Respecto a lo que comentas de la “maldición de las bajistas”, en todo caso sería una maldición para NASHVILLE PUSSY (Ndr.: a eso me refería efectivamente) ya que todos nuestros bajistas pasados han tenido una carrera muy exitosa después de estar en el grupo.

Con estos precedentes, ¿nunca os habéis planteado elegir a un hombre en lugar de a una mujer para el puesto de bajista?
No hay bajista masculino suficientemente bueno para nosotros ni con las “pelotas” suficientes para estar en el escenario tocando con NASHVILLE PUSSY (risas). Realmente preferimos a una mujer.

El hecho de empezar vuestra carrera con una nominación a los premios Grammy por vuestro debut, ¿os ha ayudado a ser más conocidos entre el público generalista o, por el contrario, esta situación os ha condicionado en vuestra manera de componer?
No, de ninguna manera nos ha condicionado a la hora de componer. Está claro que nos ayudó a ser más conocidos y fue una manera de reconocer nuestro trabajo pero para mí los Grammy no tienen ningún prestigio ni valor a día de hoy. Por supuesto que me gustaría ganar uno, pero si se rigieran por mis putos términos, no por lo que actualmente se rigen.

¿Qué opinas del “crowdfunding” y de páginas tipo Kickstarter? Te lo pregunto porque el segundo disco del grupo de Blaine, KENTUCKY BRIDGEBURNERS, va a ser financiado de este modo…
Creo que para el proyecto de Blaine es perfecto, no estoy tan segura de que lo fuera para NASHVILLE PUSSY. Nosotros tenemos nuestro propio sello discográfico con el que editamos nuestros discos o el de artistas que nos interesan. Realmente no tenemos tiempo para esperar a recaudar el dinero, preferimos ponerlo de nuestro bolsillo y ya está.
Hace poco vi que había un tipo en Kickstarter que pedía financiación para comprarse un burrito (risas). Y te lo digo en serio…

Tenía unas preguntas preparadas para Blaine pero tal vez tú me puedas contestar alguna de ellas…
No tengo ni la más remota idea de dónde está pero lo intentaré.

¿Cómo se siente Blaine cuando se acerca a los 50? ¿Cómo un viejo rockero o con la misma ilusión que cuando empezó? ¿Cómo vais a celebrarlo?
¡Es cierto! Está a punto de cumplir los 50… Es un viejo rockero pero te puedo asegurar que tiene la misma ilusión que cuando empezó. Respecto a la celebración nos juntaremos con unos cuantos amigos, vendrá gente de su banda NINE POUND HAMMER y tocaremos temas, beberemos,…será una gran fiesta y lo pasaremos muy bien. Eso seguro.

Cuando cumplió los 40 si que estaba más asustado. En el caso de los hombres esa crisis es mayor (Ndr.: no tengo todavía 40 años pero eso es lo que dicen…). Estábamos en un bar y él estaba muy nervioso y no paraba de decir “oh, no”, “cuarenta no” y cosas así. Empezó a decirles a todas las chicas del bar, una a una, que si le podían hacer un favor. El favor era ir con él al baño, invitarle a cocaína y enseñarle las tetas. Se pasó toda la noche haciendo eso y, cuando me lo contó le dije sorprendida, “Feliz Cumpleaños, cariño”, porque pensaba que estaba de coña, pero eso fue lo que hizo realmente. Dijo que esa noche había sido fantástica.

Aunque ya has anticipado algo antes, ¿cuál es la situación actual de su primera banda NINE POUND HAMMER? ¿Va a continuar con su proyecto Gospel con KENTUCKY BRIDGEBURNERS?
No estoy muy segura pero creo que a final de año saldrá nuevo disco de NINE POUND HAMMER y el mes que viene grabará con KENTUCKY BRIDGEBURNERS. Creo que ahora mismo está escribiendo material para ambas bandas. De hecho él siempre está escribiendo todo el rato y es muy afortunado de poder plasmar sus ideas en discos. Blaine no puede dejar de escribir.

Después de más de 15 años de carrera musical, ¿os sigue preguntando la gente de dónde viene el nombre de NASHVILLE PUSSY?
La gente no lo sabe, bueno, muy pocos lo saben.

¿No viene de la canción de Ted Nugent “Wang Dang Sweet Poontang”?
Si, es por la canción de Ted Nugent pero Ted tiene como cien años ahora… No nos importa si la gente sabe o no de dónde viene nuestro nombre, en realidad, no tiene importancia.

Si te gusta Ted Nugent pues fantástico, pero es el típico americano gilipollas. No me interesa nada de lo que sale de su boca, de hecho, debería cerrar la boca y tocar la puta guitarra porque creo que es un buen guitarrista.

¿Le viste en el programa de la VH1 donde formaba un grupo con Sebastian Bach, Evan Seinfeld, Scott Ian y Jason Bonham? Era de coña ese programa, aunque a Ted le veía bastante fuera de lugar…
Sé que programa dices pero no, no lo he visto nunca. Vi que salía y cambié de canal. Simplemente lo ignoré. Sus conciertos están bien pero en el momento en el que empieza a hablar es insoportable. No estoy de acuerdo con nada de lo que dice ni con su punto de vista. Si voy a un concierto quiero oír música, no mítines políticos del artista. Nosotros hablamos de lujuria, amor, pasión y cosas así y no es necesario saber lo que pienso del tema para dar un buen concierto. No sé si me entiendes… (Ndr.: totalmente, algún artista español debería aplicarse el “cuento”).

¿Por qué cosas discutes más con Blaine? ¿Temas musicales o domésticos?
Musicales, sin lugar a dudas. En temas domésticos todo está muy claro (risas). El tema por el que más he discutido durante el último año con él ha sido por los arreglos de la canción “Rub It To Death”. Él me decía que cambiara un ritmo, que ese riff no estaba bien así y yo no estaba de acuerdo. Es mi puta canción y quería que se hiciera tal y como yo decía. Llegamos a hacer tres versiones del tema hasta que quedó como sonaba en mi cabeza y la grabamos. Me negué a grabar la canción hasta que estuvo así y ya ves, parece que gané (risas).

Vaya, ¿eres muy mandona?
¿Cómo si fuera un manager o algo así? Nooo (muchas risas) En Nashville Pussy pretendemos que haya una democracia, una democracia real. O así queremos que sea… (Muchas risas)

El verano pasado estuvisteis en España tocando en el “Leyendas Del Rock”. ¿Qué tal fue la experiencia? Es un festival que está creciendo y consolidándose…
Oh, fue una experiencia genial. Y eso que hicimos tres festivales seguidos y no dormimos en tres días. Tocamos en Suecia, luego en Francia y, finalmente, en España. Fueron tres días increíbles a pesar del cansancio (Ndr: En este momento se produjo una situación “spinal tap” total ya que le traen una enorme caja con un lazo que, para mi sorpresa, abrió mientras seguía con ella con una cara de asombro y emoción tremendas).

¡Oh Dios mío! ¿Qué es esto? (Ndr: dentro de la caja había una botella de cava, una de vino, un ramo de flores, un oso de peluche y una caja de bombones). Esto es la cosa más dulce del mundo entero… pero, ¿y la nota? (Ndr.: había una tarjeta pero sin nada escrito detrás)

¿No me digas que celebras San Valentín? ¿Dónde está la botella de Jack Danields? ¿Pero qué clase de rockera eres tú?
¡Claro! Soy la clase de rockera que tiene un marido que la adora (risas).

Para un grupo como NASHVILLE PUSSY tan enérgico en el escenario, ¿mejor tocar en festivales o en salas?
La verdad es que disfruto mucho tocando en cualquiera de ellos pero, si tengo que elegir, prefiero tocar en festivales porque para mí tocar en clubs es muy predecible. Además, en los festivales puedes ver a grandes grupos como IRON MAIDEN, DEEP PURPLE... y eso es increíble. También puedes conocer nuevos grupos, ver grupos que no has visto nunca y todo eso. Generalmente nos lo pasamos mejor tocando en festivales. Por ejemplo, en el Leyendas el año pasado estaba tocando allí VENOM, joder, y pude ver a DORO por primera vez en mi vida (Ndr.: eso sí que es raro…) y fue un gran concierto.

¿Cuándo decidiste empezar a tocar la guitarra? ¿Cuál fue tu primera banda?
Hace mucho, mucho tiempo (risas) porque era una niña. De los tres a los ocho años tocaba el piano y luego, como mi padre tocaba la guitarra y siempre hubo una en mi casa, a esa edad la cogí por primera vez y hasta hoy.

Mi primera banda la formé en el instituto y nos dedicábamos a tocar versiones de LED ZEPPELIN, JIMI HENDRIX y luego SLAYER o METALLICA…

Anda, ¿te gustan SLAYER? Una auténtica pena lo de Jeff Hanneman… Pienso que el día que murió, SLAYER murió con él. Sin Dave Lombardo ni Jeff Hanneman no tiene sentido que continúen Kerry King y Tom Araya bajo ese nombre.
¡Por favor! (Ndr: se hace la ofendida) por supuesto que me gusta SLAYER. Estoy completamente de acuerdo contigo. No tiene ningún sentido el grupo sin ellos. No les he visto con Gary Holt, que me parece un gran guitarrista, pero no es lo mismo. ¿SLAYER sin Dave y sin Jeff? No me jodas, ¿qué cojones es eso? (Ndr.: se puede decir más alto pero no más claro…)

Bueno, Ruyter, eso es todo por mi parte. Un placer charlar contigo.
Lo mismo digo, un placer responder a tus preguntas y, recuerda, no se te olvide mencionar en la entrevista lo del regalo de San Valentín (risas).

 

David Ortego

Os recordamos que Nashville Pussy tocaron en Madrid hace un tiempo. Podéis leer la crónica del concierto en el siguiente enlace.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí