EVANGELION - Things To Do Before Dying

0

"Things To Do Before Dying" suena a años 90, época de éxito del Nu Metal y de numerosas bandas que, pretendiéndolo o no, acabaron etiquetadas dentro del estilo, muchas veces sin tener realmente mucho que ver más allá de las coordenadas temporales. Así que, efectivamente, los madrileños EVANGELION traen de vuelta el pasado, pero con un sonido que al mismo tiempo es terriblemente actual -quizá porque no ha perdido vigencia en absoluto- y por eso sorprende más el álbum.

Las letras, rapeadas en su mayoría, incluyen pasajes más melódicos en los estribillos, y de vez en cuando alguna voz rasgada, propia del estilo -combinación de gruñidos y voces claras que también se exportó al Metalcore-. La mezcla de voces, rimas aparte, tiene un punto macarra que dota de energía al conjunto, como las entrecortadas guitarras que también se permiten a ratos respirar para apartarse de esa avalancha rítmica, desenvolviéndose en algún solo o en partes más relajadas.

El arranque no podía ser mejor. A "Start Again", una canción prácticamente de catálogo de la época nu metalera, en la que destacan los rapeados belicosos, le siguen una rabiosa "Get Out", sin olvidar la forma de cantar marca de la casa de EVANGELION, y "November", en la que se hace patente, al menos en su inicio, ese tono de decadencia que sobrevuela el álbum. La dureza combinada de voz y rugientes guitarras, y una cierta melancolía, dan forma a "Silver Spoon", que se convierte en el tema más destacado y pegadizo del álbum, hasta el punto que es extremadamente difícil sacarse el estribillo de la cabeza tras unas cuantas escuchas. La evocación cósmico-trascendental que provocan los instrumentos en el relajado e intimista corte "Forget Me", el rapidísimo y tribal "Given Up", que incluye breakdowns, de nuevo en contraposición a un tema lento y con sentimiento como "Last Goodbye", son otros de los momentos a resaltar del trabajo.

EVANGELION insiste con tesón en los temas movidos e intensos con "Empty Words", un cibernético y sampleado "Domino Theory", un potente y espacial "Nobody Forgets" y un grasiento y grave "You Are The Problem". Termina el disco con una instrumental y "Rain", ideal para despedir con ese toque algo mustio. Las canciones están todas a un gran nivel y entretienen lo suyo, planeando sobre ellas la sombra robótico-tecnológica presentada desde la portada.

"Things To Do Before Dying" es, en resumen, una curiosa máquina del tiempo que amenizará a los nostálgicos, y no tanto, de los sonidos que conquistaron la escena del Rock duro hace ya unos años que, tal y como muestra EVANGELION, siguen totalmente vigentes a día de hoy para captar toda nuestra atención.

 

Enrique Herrero

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí