Crítica de "Deliria", el tercer trabajo en solitario de Mario Gutiérrez

0
Mario Gutiérrez Deliria

El disco explosivo y personal del guitarrista Mario Gutiérrez

Hay ocasiones en que la creatividad de un autor es tal que ésta aflora con la furia de un volcán en erupción. De esta forma podríamos definir “Deliria”, el tercer disco en solitario de Mario Gutiérrez. El guitarrista de STARGGIA y ex-AZRAEL nos presenta diez temas que reflejan su lado más personal.

En “Deliria”, Mario Gutiérrez vuelve a animarse a cantar algunas de sus composiciones como ya hizo en su anterior trabajo, “Subatomic Energy” de 2016. Este es el primer disco que publica tras abandonar AZRAEL en 2019, banda en la que ha militado durante un cuarto de siglo.

“Deliria” llama la atención desde el primer momento, pues basta con ver la hermosa portada realizada por Fernando Nanderas, creador también de cubiertas para bandas como GUADAÑA o CENTINELA, a partir de una fotografía de Helena González.

“Deliria”, un disco para todos los públicos

Nos encontramos ante un trabajo que, tras completar la primera escucha de “Deliria”, confirma que estamos ante el disco más personal hasta la fecha de Mario Gutiérrez. Adictivo, evocador, con una producción cuidada hasta el más mínimo detalle y un medido equilibrio entre los temas puramente instrumentales y los cantados. Pero ojo, no estamos ante un álbum puntillista, que solo busca forzar el brillo de las notas para encajar en los gustos de los melómanos más elitistas. Antes al contrario, “Deliria” resulta atractivo y entretenido para todos por igual, independientemente del conocimiento que se tenga sobre el apabullante mundo de las seis cuerdas. Pasando desde el Heavy Metal, al Hard Rock, abróchense los cinturones porque este viaje está a punto de empezar.

El pistoletazo de salida lo marca el que a la postre ha sido el primer single del tercer disco de Mario Gutiérrez. De título “Sinfonía Rockstar”, es un tema que homenajea esos programas de radio míticos con los que muchos crecimos y descubrimos mil y una bandas de este mundo que nos apasiona.

La siguiente canción de “Deliria” es “Un Hombre Normal”, donde Mario se ánima a poner su voz (faceta en la que no se desenvuelve nada mal) para crear un tema pegadizo con una atmósfera alegre. Con aroma a Rock clásico arranca “Ciudad Del Silencio” donde el sonido acústico se intercala con pasajes más distorsionados. Una conjunción que da como resultado uno de los mejores cortes.

Es evidente el dominio que Mario Gutiérrez tiene sobre las distintas posibilidades sonoras que ofrecen sus guitarras. Instrumentos que a su vez son el vehículo con los que desnuda su alma para mostrar de manera totalmente transparente sus inquietudes. De nuevo a la voz nos topamos con la brutal “70 Noches”, de la que hay que resaltar sí o sí sus explosivos riffs, que contrastan con la extrema sensibilidad acústica de “La Canción De Baños de Montemayor”, envolvente como ella sola y que logra trasladar al oyente a un mundo onírico donde los sueños tienen forma de tablatura musical.

El guiño y/o reverencia a la música clásica no podía faltar con la metalizada “Rondo Alla Turca” de Mozart. Una pieza exquisita que aporta modernismo a la composición original del maestro, otorgando cierto aire macarra en esta disfrutona versión. Llegamos a “Cuando El Pasado Vuelve”, quizás el tema cantado más interesante de “Deliria” gracias a esos toques de Blues en la voz y en la melodía que con tanto acierto ha incorporado Mario Gutiérrez a la mezcla.

La sacada de chorra a nivel técnico tiene un nombre: “Siete Lagunas”. Cambios de ritmo, melodías propias del flamenco, nuevamente alternancia de guitarras eléctricas y acústicas… Impecable. El colofón final viene precedido por “Musa Lidia”, con Mario abrazando el Heavy Metal.

Y como todo lo bueno tiene un final, el broche de oro de “Deliria” lo pone “Siguiendo Tu Estela”, donde Mario Gutiérrez vuelve a animarse a cantar en un tema completo que al terminar te deja con ganas de más.

En definitiva, un álbum distinto que, a priori, puede echar para atrás a quien se limite a etiquetarlo de disco para “guitarristas”. No cabe duda de que guitarreo hay mucho (y muy bueno), pero si se le da una oportunidad es muy difícil que no acabe gustando.


Discográfica: Demons Records
Podéis conseguir el álbum en la tienda DemonsShop.com.

Más información sobre el artista en su Página de Facebook.

Reseña
Nota
8
Artículo anteriorNik 'Kin Etik' Barker deja TWELVE FOOT NINJA
Artículo siguienteCRYSTAL VIPER comparte sus #RockOutSessions y anuncia miniálbum
Heavy de nacimiento, hard rockero de corazón y powereta por afición, ya son muchos los años que llevo escribiendo sobre mi pasión desde que hace más de dos décadas me adentrase por la senda del Metal. Por mis oídos han pasado todas las vertientes desde las más extremas a las más melódicas, sintiendo especial devoción por aquellas más melancólicas, apagadas u oscuras.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí