SILENT FORCE - Rising From Ashes

0

“Infatuator” fué respuesta alemana al “Painkiller” de JUDAS PRIEST.

No, definitivamente no.

Y es que los dos primeros discos de SILENT FORCE ("Empire Of The Future" e "Infatuator"), al igual que sus colegas PRIMAL FEAR no eran un prodigio de la originalidad, y todo un homenaje a los británicos y su “Painkiller”. La formación “clásica” de esta banda, formada y liderada por Alex Beyrodt, guitarra neoclásico muy ligado a los PRIMAL FEAR) la formaban el vocalista DC Cooper (ROYAL HUNT), el bajista Jürgen Steinmetz (SONS OF SEASONS) y el teclista Torsten Röhre (JR. BLACKMORE), y digo formaban porque el año pasado se produjo una desbandada general que obligo a Alex Beyrodt a rehacer la formación.

Así pues, SILENT FORCE reaparece en la escena metalera con “Rising From Ashes” (topicazo), con su nueva formación, vocalizada por el mercenario Michael Bormann (THE SYGNET, ZENO, POWERWORLD y un largo etcétera), el archiconocido Matt Sinner, André Hilgers (RAGE, AXXIS) como único superviviente de la primera generación de la banda y (¡dichosos los ojos!) Alessandro Del Vecchio (PLACE VENDOME, HARDLINE), el primo rockero de “El Cigala” que últimamente está metido en todos los “saraos”.

 

De la producción, para variar, se encarga Achim Kohler, un habitual en la familia SINNER/PRIMAL FEAR, por lo que no os descubriré nada nuevo en cuanto a cómo suena este “Rising From Ashes”. Si bien la incorporación de Bormann a las voces no era totalmente de mi agrado, he de reconocer que ha hecho una excelente labor en el álbum. De hecho, Bormann ya había colaborado en el “embrión” de SILENT FORCE que fué THE SYGNET. “Walk The Earth”, su anterior álbum, supuso una enorme decepción a muchos de los seguidores de SILENT FORCE tras el excelente “Worlds Apart”, suavizando el estilo clásico de la banda por un Hard/Heavy poco inspirado. Pues bien, el Hard/Heavy vuelve, desde luego, pero lo que se queda en el año 2007 es la poca inspiración, porque este “Rising From Ashes” es un excelentísimo disco, pegadizo y muy ameno. Eso sí, no esperéis Power Metal europeo de piñón fijo.

El disco arranca de manera contundente, con el tema más rápido de todo el conjunto “Caught In Their Wicked Game”. Guitarra neoclásica, marca de la casa, cañerito y un Michael Bormann que no tarda en adaptarse a su nueva banda. “There Ain´t No Justice” es el tema que engancha, llamémosle el “single”, con teclados por aquí y por allá (con bastante presencia por todo el álbum), y un gran estribillo.

Destacaría la trilogía (más por orden que por concepto) “Circle Of Trust”, “Before You Run” y “Living To Die” (magnifico estribillo), con mucho gancho y muy melódicos. En cuanto a técnica y guitarras, el disco sigue la estructura clásica de Beyrodt acompañado de su ya habitual sonido de guitarras, deudor de lo neoclásico, pero sin estancarse en el onanismo instrumental, aportando frescura en sus nuevas composiciones. También tenemos cortes más macarras, de tinte más rockero como “You Gotta Kick It” o “Born To Be A Fighter”, que se asemejan más al otro proyecto de Alex Beyrodt, VOODOO CIRCLE. De hecho, este “Rising From Ashes” podría definirse como una continuación de ese primer álbum de VOODOO CIRCLE, que era una especie de Hard Rock orientado al metal neoclásico.

A punto de acabar el disco, nos encontramos con el mejor tema, ”Anytime, Anywhere”, un tema que recuerda muchísimo a GOTTHARD, muy pegadizo y dotado de un estribillo memorable. “Kiss Of Death” cierra el álbum, un buen tema, pero que desmerece en comparación al anterior corte.

En conjunto, "Rising From Ashes" es un disco excelente, que decepcionará a los que esperaban un nuevo homenaje a JUDAS PRIEST o un disco de Power Metal Sinfónico, pero que puede encandilar fácilmente a seguidores del Hard Rock o el Heavy más clásico.

Un buen regalo musical para estas navidades.

 

Javier Calderón

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí