UNLEASH THE ARCHERS - Apex

0
Unleash The Archers - Apex

"Apex" es el trabajado nuevo disco de los canadienses UNLEASH THE ARCHERS, un álbum conceptual que narra el periplo de La Inmortal, en su lucha por liberarse de la antagonista de la historia, La Matriarca. Cuando nos enfrentamos a un trabajo de estas características, siempre se pone en duda si el elemento narrativo se adueña del estrictamente musical, o incluso lo estrangula. Por suerte, "Apex" no es el caso: Es una obra variada, poderosa y apetitosa.

El disco nos introduce en materia con una banda sonora apocalíptica en los primeros segundos de "Awakening", en la que enseguida irrumpe una tromba de guitarras ochenteras y ritmos salvajes, así como el primer grito de Brittney Slayes. Un corte trepidante, para despertarnos, como dice su título, siendo de los más cañeros del trabajo. Es además pegadizo, gracias a un coro muy power metalero -genial en su aparición final- que roza a los de grupos más "Happy Metal". Britney está acompañada por algún gutural puntual que añade un extra a esta intensa carta de presentación.

El arranque de "Shadow Guide" recuerda a sus compatriotas, por desgracia separados, 3 INCHES OF BLOOD. La combinación de voces y la desaforada potencia del tema sitúan cerca el corte. Por otra parte, precisamente la villana de la función protagoniza el siguiente tema, "The Matriarch", tema melódico a la par que rotundo, con la voz rasgada acentuando los agudos y coros de Brittney.

Este inicio es lo más cañero del álbum, y a partir de aquí empezamos a encontrar canciones en las que prima la diversidad y la alternancia de medios tiempos más o menos relajados. Buen ejemplo de esto es la épica "Cleanse The Bloodlines", en la que la pegada del batería Scott Buchanan nos traslada a un largo coro. "The Coward’s Way", sigue ese camino de cortes en los que los músicos de UNLEASH THE ARCHERS parecen estar menos efusivos. No obstante, nos dejan aquí un magnífico estribillo.

Los canadienses siguen su periplo con "False Walls", un extenso tema de ocho minutos, más contemplativo. No se encuentra entre lo más llamativo del trabajo pero deja algunas melodías de enjundia. "Ten Thousand Against One", de menor duración, incrementa la agresividad, jugando con diferentes tiempos pero sin volver al poder de la descarga inicial. Le sigue "Earth And Ashes", de nuevo con atmósferas diferenciadas pero tremendamente heavy, la intervención a las voces de Andrew Kingsley, y un bonito estribillo. Desde luego, cada canción tiene una marcada identidad.

"Call Me Immortal" nos transmite fuerza con su galopada rítmica y unas fantásticas líneas vocales. El último tercio, con la última arribada del estribillo y la traca final del tema, aportan un giro explosivo.

"Apex", con influencias de IRON MAIDEN

Pero, para sorprendernos, encontramos el tema que cierra "Apex", que da nombre al trabajo, ocho minutos bajo la alargada sombra de IRON MAIDEN, influencia que la banda ha reconocido abiertamente, como no podía ser de otra forma. Una maravillosa canción épica, con un inicio que recuerda inevitablemente a algún tema de los buenos tiempos de la doncella, incluso cuando se acelera, y uno de los coros más colosales y memorables del trabajo, que va como la seda. UNLEASH THE ARCHERS ha obrado perfectamente dejando este cartucho de dinamita para despedirse por todo lo alto.

"Apex" es de los mejores discos de Heavy Metal del año y el más sobresaliente de lo que UNLEASH THE ARCHERS lleva de carrera. Se crece en la diversidad, con canciones para todos los gustos, al mostrar un amplio abanico de referencias y diferentes direcciones musicales. Y además, es un trabajo conceptual: El oyente que busque experiencias más allá de lo musical a la hora de encarar un álbum puede pasar un buen rato siguiendo la historia con sus letras.


Discográfica: Napalm Records

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí