Crítica de VIRGIN STEELE – Visions Of Eden

0
Virgin Steele - Visions Of Eden
Leyenda

Nadie duda de que discos que tienen ya veinticinco o treinta años (léase, por ejemplo, “Headless Cross” de BLACK SABBATH) se merecen una reedición que saque brillo al sonido añejo, permita escuchar descartes o tomas alternativas y recupere todo el arte gráfico y las letras con el lustre y la dignidad que la edición original tal vez no ofreció al ávido fan de los ochenta. Hay magníficos ejemplos de reediciones necesarias que, además, han servido para que nuevas generaciones de seguidores se acerquen a las fuentes originales de maestros como los citados “4 de Aston”, IRON MAIDEN, JUDAS PRIEST, KISS o LED ZEPPELIN.

No obstante, también se encuentra uno con reediciones que parecen más bien una especie de excusa para poder salir de gira o tener la exposición mediática que de otra manera no se consigue. Este podría ser el caso de la reedición que nos ocupa del disco de los estadounidenses VIRGIN STEELE, “Visions of Eden”, undécimo disco en la carrera de una banda que, con algunos altibajos, ha ofrecido grandes discos en sus más de treinta años de carrera.

“Visions of Eden” fue originalmente editado en 2006 y supuso un punto de reactivación para la banda después de seis años de inactividad tras la edición de la segunda parte del proyecto épico-operístico “House of Atreus”. Subtitulado como  “The Lilith Project – A Barbaric-Romantic Movie Of The Mind”, el disco es un colosal mosaico de música épica con toques sinfónicos en el que se trata la leyenda de Lilith, primera mujer de Adán, que se enfrentó a Dios y al orden preestablecido cayendo en desgracia y dejando su lugar a la más sumisa Eva. La desaparición de las religiones paganas acosadas por el incipiente cristianismo es otra de las líneas argumentales de un disco melancólico por momentos, al que tal vez le falte algo de mordiente.

En la edición remasterizada se ha logrado sacar algo más de brillo a la grabación original reforzando los graves aunque no se ha logrado mejorar el pobre sonido de batería (¿caja de ritmos?) que sigue pareciendo impropio de un producto profesional. Las guitarras de Edward Pursino suenan ahora con más presencia que en la versión original y en general se puede decir que el disco, uno de los favoritos de los fans de la banda, ha sido beneficiado de las nuevas tecnologías aunque, insisto, tal vez su remasterización y reedición ha sido demasiado precipitada habiendo sido tal vez mejor esperar a que el disco cumpliera algunos años más. La reedición consta de dos discos, el primero incluye la edición remezclada y el segundo la edición original remasterizada y en ambos casos el listado de temas es exactamente el mismo respetando el repertorio de la edición original.

Dado que nos hallamos ante una reedición no procede repasar uno a uno los temas pues estos son ya conocidos y tan solo cabe recordar que “Visions of Eden” contiene temas de corte épico que se han hecho favoritos de los fans del grupo como el himno de puro True Metal inicial “Immortal I Stand (The Birth Of Adam)”, la operística y épica “Angel of Death”, la enigmática de corte oriental “The Hidden God” o las bellísimas baladas “God Above God” y “When Dusk Feel Romantic”.

Un disco, en definitiva, que marcó un nuevo renacer para un grupo cuya atribulada trayectoria nos ha dejado grandes discos para los amantes del True Metal y que se ve ahora refrescado para que lo podáis disfrutar con un sonido más moderno. Keep it True!!!


Discográfica: Steamhammer – SPV
Reseña Panorama
Nota
7.5
Compartir
Artículo anteriorCrítica de ZEROBYTE – “IX Degrees Of Human Decline”
Artículo siguienteHAREM SCAREM: Vídeo de “Here Today Gone Tomorrow”
Desde los 15 años enredo con las letras y las palabras para intentar describir la inmensa sensación de felicidad que me provoca el Rock. He hecho radio, fanzines en papel (sí, viejuno que es uno...) y desde hace unos años colaboro en esta apasionante aventura llamada HELLPRESS. El Hard Rock y el Heavy Metal clásico son mis pasiones aunque también me emociona el Progresivo y algunos sonidos extremos. Desde hace tres años canto en Electric Funeral-Black Sabbath Tribute y ahora también en Black Mamba. La Música es el Latido del Universo.
Madness Live!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here