SOUL OF STEEL - Journey To Infinity

0

“Journey To Infinity”es el segundo disco de los powermetaleros italianos SOUL OF STEEL, dos años después de su estreno con “Destiny”, esta vez de la mano de Bakerteam Records y con producción de Olaf Thorsen (LABYRINTH, VISION DIVINE). Me ha costado más escuchas de lo normal hacerme una opinión sólida sobre el álbum. Y es que el primer contacto me dejó un impresión absolutamente lamentable, porque si a un disco que se encuadra en un estilo defenestrado hace años y que tiene pocas cosas destacables en lo musical le añadimos la friolera de 13 canciones (que en muchos casos rondan los 6 minutos) y un cantante monótono (con tilde) y monotono (sin tilde) carente de fuerza y la más mínima intención en sus intervenciones, lo que tenemos son 70 minutos del más absoluto y puro aburrimiento.

Insisto en que es la primera impresión, pero cualquiera que no sea un acérrimo defensor del Power Metal clásico, o un redactor medianamente serio, hubiera mandado el disco a esparragar nada más acabar el último acorde, y como debo ser lo segundo porque lo primero desde luego no, pues volví a empezar la travesía del desierto. Con las sucesivas escuchas se consigue separar la paja del grano y hacer una valoración más justa, así que vamos allá.

Desde la inicial (tras la inevitable intro) “Through The Gates Of Heaven”, nos saltan todas las carencias de SOUL OF STEEL a la cara, ya que es una canción larga, anodina y con una interpretación vocal muy floja, tanto en la voz principal como en los coros. “Shadows Of The Past” nos ofrece un inicio enérgico que despierta cierto interés, y una pequeña mejoría en las voces, con una melodía en la estrofa muy conseguida, si bien la ejecución me sigue pareciendo mejorable. El solo retoma la energía del riff inicial y el estribillo es el típico de cualquier canción powe rmetalera, coreable y pegadizo, pero hay que lamentar que la voz no suba una octava en él, porque lo pide a gritos, perdiendo energía el tema en esta parte.

“Neverland” comienza con unos curiosos teclados de aire new age que desembocan en un tema más pausado que los anteriores pero es de lo más interesante del disco, siempre con el inconveniente de la mejorable tarea vocal. Entre “Waiting For You” y el penúltimo tema, “Eternal Life” no he encontrado nada que me llame la atención, a pesar de mis esfuerzos, salvo las aportaciones vocales femeninas en “Fallen Angel” y el mencionado “Eternal Life” donde además  la voz principal parece algo más cómoda.

Mención aparte para la versión acústica de “Last Desire” que cierra el álbum, donde las voces corren a cargo de Roberto Tiranti (LABYRINTH) dándole un repasito de técnica, recursos, sentimiento e impostación de voz al vocalista original de la banda, y nos muestra lo que podría ser SOUL OF STEEL con un vocalista más capaz.

No es tarea de un redactor meterse en los asuntos de las bandas que reseña, pero en este caso casi me siento obligado. Es triste echar por tierra un trabajo instrumental objetivamente competente, y ya subjetivamente más disfrutable según el oyente que nos toque, por una voces a todas luces ineficientes. La voz lastra al conjunto en este caso, y parece que es urgente una mejora en esta faceta de la banda,  lo digo con la mejor de las intenciones y pidiendo disculpas al grupo por ésta intromisión, y al vocalista en particular.

Resumiendo ésta atípica reseña, Journey To Infinity” es un disco correcto en lo musical, que adolece de falta de temas con más gancho y un exceso de minutaje general, y sobre todo arrastra una pesada carga en el aspecto vocal que cuesta mucho sobrellevar.

 

R. Caspárez

Artículo anteriorVARG VIKERNES y su mujer son puestos en libertad
Artículo siguienteJEFF LYNNE - Armchair Theater

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí