Crónica de MAX & IGGOR CAVALERA (Return To Roots) y CRISIX

0
max-iggor-cavalera-return-to-roots-1

Concierto de MAX & IGGOR CAVALERA (gira “Return To Roots”) y CRISIX – 7 de noviembre de 2016 – Madrid (sala But)

El pasado lunes 7 de noviembre llegaban a Madrid dentro la iniciativa Route To Resurrection Fest, Max e Igor Cavalera (rebautizado Iggor en esta gira) para revisionar de manera íntegra el disco “Roots”, trabajo que ha cumplido en 2016 veinte años desde su publicación. Ha sido una gira polémica y muy criticada por los motivos de esta reunión y sobre todo el estado de voz de Max, en unas líneas entraremos al trabajo sobre ello, pero antes hablaremos de los teloneros, unos CRISIX que dieron un concierto de excepción.

CRISIX

crisix-2016-1

Anunciados casi en último momento y directos desde Barcelona, los thrashers CRISIX se encargaron de abrir los conciertos de los hermanos Cavalera en España y, la verdad, no sé en el resto de fechas, pero desde luego en Madrid dieron un bolazo de los de quitarse el sombrero. Salieron como una apisonadora sobre el escenario y sonaron atronadores, sin descansar un solo segundo y animando al público de manera constante provocando circle pits (con el guitarrista en el epicentro de uno de ellos) o un wall of death con globos de colores como guinda.

crisix-2016

El set estuvo compuesto por un puñado de canciones escogidas de todos sus discos de los que seleccionaron sus principales éxitos y he de decir que hicieron bien los deberes, porque cada una de las canciones que tocaron fue un puñetero himno. Comenzaron con “Conspiranoia”, de su más reciente trabajo “From Blue To Black”) y con su vocalista Juli Bazooka inmenso sobre unas plataformas que había al comienzo del escenario, pasando todo el rato de una a otra.

crisix-2016

Siguieron con “Psycho Crisix World” (palabras que estaban escritas cada una en una de las mencionadas plataformas) y más de lo mismo, una perfecta demostración del buen estado que tiene el Thrash Metal patrio en estos momentos. El nivel de las guitarras de B.B. Plaza y Albert Requena nos taladraba los tímpanos a base de riffs salvajes que no dejaron decaer el ritmo ni por un momento. “Agent of M.O.S.H.” e “I.Y.F.F.” ya nos dejaron los primeros pogos salvajes de la noche y muchas ganas de disfrutar de esta banda en un concierto de larga duración, porque sólo les he visto como teloneros o en el formato de un festival.

crisix-2016

crisix-2016

Tuve suerte y tocaron mi tema favorito de CRISIX, “Freeza The Tyrant”, basado en el villano de “Dragon Ball Z” y que abraza su vertiente más desconocida y melódica y que es realmente fantástica desde su más que reconocible intro. En sus últimos coletazos nos brindaron “G.M.M.- The Great Metal Motherfucker” y “Ultra Thrash”, con la que dejaron el escenario por todo lo alto convenciendo a los que ya los conocíamos y sorprendiendo a aquellos que los descubrieron esa noche de manera fortuita.

MAX & IGGOR CAVALERA RETURN TO ROOTS

max-iggor-cavalera-return-to-roots

Algo antes de las diez de la noche (los horarios fueron un poco caóticos, con distintas versiones de los mismos según el medio que se consultase y siendo finalmente diferentes a cualquier información facilitada, entiendo que por motivos del recinto) la sala But de Madrid estaba completamente abarrotada y no cabía ni un alma. Si no hubo sold out debió faltar poco para que lo hubiera. Con una decoración bastante austera basada en la pantalla del final con la proyección de la portada, una bandera de Brasil en un lateral y una ristra de balas en el píe de micro los ánimos estaban ya muy caldeados.

max-iggor-cavalera-return-to-roots

De repente se apagan las luces y se empiezan a escuchar los primeros acordes de “Roots” y la gente se volvió loca, ni dios estaba quieto en la sala y lo cierto es que este tema mil veces escuchado me sigue emocionando cada vez que lo disfruto en directo, ahí estaban ya en el escenario Max Cavalera cantando y a la guitarra, su hermano Igor en la batería (instrumento que castigó sin piedad durante todo el show y que de largo fue el mejor sobre el escenario), y Marc Rizzo también a la guitarra junto a Johnny Chow al bajo, es decir lo que viene siendo CAVALERA CONSPIRACY.

max-iggor-cavalera-return-to-roots

max-iggor-cavalera-return-to-roots

Destacar que el concierto fue ágil, rápido, muy disfrutable pero en exceso corto, superando por poco la hora de duración ya que si bien tocaron entero y en orden “Roots”, apenas añadieron un par de cortes más y uno fue un poco estafa, pero mejor seguimos con el orden del día. Tras un breve interludio donde Max tocó para ¿asombro?, ¿curiosidad?, un poco un extraño instrumento con forma de arco llamado berimbau, le llegó el turno a   que también fue muy bien recibido así como “Cutt-Throat” que fue la más coreada por el respetable. De momento Max estaba aprobando con notable su labor como vocalista y en ese tema en concreto también se lució bastante Marc Rizzo a base de riffs de guitarra.

max-iggor-cavalera-return-to-roots

Tras un comienzo brillante llegaría la prueba de fuego para Max con “Ratamahatta” que ya de forma evidente le costó bastante más terminar cediendo mucho protagonismo a la gente que estaba completamente extasiada con la actuación, aun así la cosa estaba yendo mucho mejor de lo que me esperaba, en este punto hubo un pequeño bajón y “Breed Apart” sólo se salvó gracias a la gran labor de Chow a las seis cuerdas, porque el restó mató un poco el ritmo del concierto.

max-iggor-cavalera-return-to-roots

“Starightgate” siendo un buen tema y estando muy bien ejecutado como el resto, resulta más pesado que toda la traca inicial pero como los Cavalera querían tocar el disco en orden es lo que había. Lo bueno que los que nos conocemos “Roots” de memoria ya sabíamos que este pequeño sopor pasaría rápido con “Spit” y un estupendo Johnny Chow que capitaneó el comienzo de la canción con el bajo y que propició un circle pit a petición de la banda, pero nuevamente y por culpa de la instrumental “Look Away” la intensidad volvió a caer un poco en picado.

max-iggor-cavalera-return-to-roots

De los cortes más cañeros de “Roots”, posiblemente me llevé el mayor chasco con “Dust”, que me dio la sensación de que fue tocada con desgana. Menos mal que Igor (como he dicho, el mejor esa noche) casi provoca el derrumbe de la sala con “Born Stubborn” que fue de las más conseguidas de esta revisitación que nadie habría pedido, pero que todo el mundo disfrutó. Nueva batucada instrumental ahora sólo con los Cavalera sobre el escenario haciendo la percusión completa de “Itsári” que me gustó, aunque sólo fuera porque habría apostado antes del concierto que en este corte se meterían al camerino y la pondrían como hilo musical…

max-iggor-cavalera-return-to-roots

Ya nos íbamos acercando al final de la actuación, quedaba una buena tira de trallazos, comenzando por “Ambush” y “Endangered Species” con todo su mensaje protesta contra los crímenes contra el medio ambiente y la genial “Dictatorshit” que provocó una buena gresca en las primeras filas. Tras ellas llegó el momento del consabido parón y de unos bises que sigue sin saber muy bien como tomarme.

max-iggor-cavalera-return-to-roots

Primero fue la versión de MOTÖRHEAD “Ace Of Spades”, que no sonó nada bien y que Max destrozó a nivel vocal bien porque no se sabía el tema bien porque ya estaba agotado, por último y como gracioso colofón volvieron a tocar “Roots” pero recortada en estrofas y más rápida, lo mismo de antes, la voz de Max no daba para más pero llegados a ese punto y para un servidor, el controvertido exvocalista de SEPULTURA había cumplido con mis expectativas e incluso las había mejorado dando un concierto notable pero demasiado efímero.

Promotora: Resurrection Fest

Crónica: Txema Sáez

Fotos: Laura Ruiz

Madness Live!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here